AméricaNuestros tops

20 destinos de Sudamérica que seguramente no conozcas

  

¿Cuántos lugares conoces de Sudamérica? Es una pregunta con trampa porque si te la hiciéramos de Europa o de Asia tampoco podrías decir que todos. Es más, ni de tu propio país. Después de un año por el subcontinente, aquí tienes nuestros 20 destinos de Sudamérica que no sabías que existían.

Lençois Maranhenses Salto Pequeñas Danceliz Adventure

Cuando pensamos en nuestro viaje por Sudamérica no le dimos muchas vueltas porque, ¿quién podía planear un viaje de un año de duración? Bueno, cuando salimos no sabíamos que iba a durar un año pero sí que iba a ser largo. El caso es que, una vez al otro lado del “charco”, descubrimos que casi no sabíamos nada de Sudamérica más allá de los cuatro tópicos tramposos –¿sabías que se oye mucha más samba de la que se baila en Brasil?–. Dejándonos aconsejar por las personas que se iban cruzando en nuestro camino y llevar por la ruta que seguíamos, descubrimos muchos lugares de Sudamérica que no sabíamos que existían y que merecen, por sí solos, un viaje hasta allí.

Destinos desconocidos de Argentina

La cueva de las manos y tierra de colores

La cueva de las manos en realidad no es una cueva, es una pared protegida por un pequeño techo. Allí, durante unos ocho mil años, los habitantes de la zona han ido dejando las huellas de sus manos pintadas en negativo y positivo. Pero no sólo hay manos –algunas con cuatro y con seis dedos–, también una pata de choique, una especie de avestruz local.

Argentina Cueva de las Manos

Muy cerca de allí, encontramos otro de esos lugares imposibles: “tierra de colores” –aunque es tan desconocido que no tiene ni nombre–. Unas lomas perdidas en la hostería Cueva de las manos de colores ocres, rosas, naranjas… En este caso fue la casualidad la que nos llevó hasta allí y no pudimos agradecerlo más.

Argentina Perito Moreno Tierra de Colores

Te contamos más de la cueva de las manos y de tierra de colores.

Purmamarca y el cerro de los siete colores

En Purmamarca, en el norte de Argentina, no necesitan árboles de Navidad decorados con espumillón porque ya tienen un cerro así, el cerro de los siete colores. Fue justamente en Navidad cuando nosotros lo descubrimos, un 24 de diciembre. No pasó por allí un Papá Noel loco con una brocha gigante, son los minerales de la roca los que le dan esos colores.

Purmamarca Cerros Colores

Te contamos más sobre Purmamarca y sus alrededores.

La quebrada de las conchas

La tierra se empeña en adoptar formas curiosas a lo largo de los siglos y, en Sudamérica, ha tenido mucho tiempo para trabajar sin que nadie le molestara. La “garganta del diablo“ o el “anfiteatro“ son las formaciones más espectaculares de la quebrada de las conchas, cerca de Cafayate, pero todo el parque es un grito para despertar la imaginación.

Salta Cafayate Quebrada de las Conchas Anfiteatro Entrada Agencia del Peregrino

Te contamos más sobre la quebrada de las conchas.

Destinos desconocidos de Brasil

Lençois Maranhenses

Con las Lençois Maranhenses hacemos un poco de trampa… Sabíamos que existían antes de despegar camino de Sudamérica, pero debíamos ser de los pocos, porque aquella maravilla merece estar en todos los listados de sitios a los que ir. Un desierto que se inunda en temporada de lluvias, apareciendo miles de lagunas, en algunas es posible incluso bañarse. Ahora tenemos la duda de si decir también donde está para que llegue más gente o sólo enseñarlo y que tenga que esforzarse el interesado…

Lençois Maranhenses Lagoa dos Motoristas

Te contamos más sobre Lençois Maranhenses.

Maragogi

Una pequeña ciudad del Nordeste de Brasil que, además de unas playas fantásticas –todo el Nordeste de Brasil es una sucesión de playas paradisíacas–, esconde el arrecife de coral más grande de Brasil. ¿Sabías que la ciudad de Recife se llama así por su arrecife de coral? Desde la playa de Maragogi salen barcas que llegan hasta las piscinas naturales en mitad del mar en las que hacer snorkel entre corales y peces.

Maragogi Barrera Coral Superficie

El valle de la Luna en la Chapada dos Veadeiros

Fue el primero de los valles de la Luna que visitamos en Sudamérica, cuando todavía no sabíamos que se convertiría en una costumbre. El único en el que el agua, además de crear las formas, sigue estando presente. Nadar junto a piedras negras pulidas por el agua es una experiencia única.

Chapada Dos Veadeiros Vale Da Lua Agua

Te contamos más sobre la chapada dos Veadeiros.

Destinos desconocidos de Bolivia

Tiahuanaco

Los incas “ocultaron“ muchas de las antiguas culturas andinas. La tiahuanaco, de la actual Bolivia, es especial porque podría ser el origen de los mismos incas. Su impresionante ciudad en las cercanías de La Paz demuestra que hubo “vida” antes de los incas. Puedes buscar al extraterrestre en el templete semisubterráneo después de maravillarte con la puerta del Sol.

Tiahuanaco Puerta del Sol Baculos Dintel

Te contamos más sobre la ciudad de Tiahuanaco.

El valle de la Luna

Un lugar en el que sentirse un niño pequeño jugando en la playa con la arena mojada y construyendo torres de barro, eso es el valle de la Luna de Bolivia cerca de La Paz. Pero también es árido, seco y, cuando lo visitamos nosotros, abrasador: no hay mucha sombra en la “Luna”.

La Paz Valle de la Luna Sombrero Dama

Te contamos más sobre el valle de la Luna boliviano.

Destinos desconocidos de Chile

Las cuevas de mármol o la catedral de mármol

Un lago gigantesco –el lago general Carrera en Chile que se convierte en lago Buenos Aires en Argentina– con una orilla de mármol. Incluso con esa imagen en mente no deja de sorprender lo que uno encuentra en las cuevas de mármol: las tonalidades del mármol esculpido se mezclan con las del agua para que no sepas dónde mirar. Si a eso le añadimos las formas que el viento y el agua han ido creando, el espectáculo no puede ser más impresionante, de ahí que una de sus formaciones se conozca como catedral de mármol.

Chile Puerto Tranquilo Cuevas Marmol Capilla De Marmol

Te contamos más de las cuevas de mármol.

El valle de la Luna en los alrededores de San Pedro de Atacama

San Pedro de Atacama es uno de los lugares más turísticos de Chile, así que seguro que sí lo conoces. Pero los valles que lo rodean: el de la Muerte –o de Marte– y el de la Luna son menos conocidos. Además, ¿sabías que había tantos valles de la Luna en Sudamérica? Tenemos que decir que se nos quedó uno en el tintero… Argentina también tiene, y no lo visitamos.

San Pedro Atacama Valle Luna Interior TurisTour

Te contamos más sobre el valle de la Luna chileno.

Destinos desconocidos de Colombia

El parque arqueológico de San Agustín

Da igual que seas un aficionado a la arqueología o a la historia o a ninguna, el parque arqueológico de San Agustín es una sorpresa que poca gente sabe que existe en Colombia –vimos los registros de visitantes y la cantidad de gente que lo visitaba al año era bajísima–. Todo un misterio esculpido en la piedra: no se conoce nada de la cultura que esculpió esas formas, piensa que se la conoce como San Agustín por el nombre del pueblo más cercano. La visita ideal si quieres sentirte un poco Indiana Jones.

San Agustin Parque Arqueologico Mesita Funebre

Te contamos más sobre el parque arqueológico de San Agustín.

El santuario de Nuestra Señora de las Lajas

Un edificio que parece salido del Rivendel del Señor de los Anillos con sus torres, sus arcos, su puente, su río… pero es real. El santuario de Nuestra Señora de las Lajas existe y está muy cerca de Ipiales, en el sur de Colombia. Es una construcción relativamente actual, pero eso no le quita ni un ápice de espectacularidad. Eso sí, la iluminación nocturna que hemos visto después –lo visitamos por la mañana– nos parece un poco de árbol de Navidad.

Ipiales Santuario Nuestra de Señora de las Lajas Rivendel

Te contamos más sobre el santuario de Nuestra Señora de las Lajas.

La catedral de sal de Zipaquirá

Minas de sal hay en muchas partes del mundo pero catedrales dentro de minas de sal… En Zipaquirá hay una gigantesca, con su Viacrucis y una nave de unas dimensiones increíbles. Lo más curioso es que la mina sigue en activo varios niveles por debajo. La zona de salida es bastante centro comercial… pero es un peaje barato pasar por allí después de visitar la catedral de sal.

Zipaquira Catedral De Sal Nave Central Cruz De Sal

Está en los alrededores de Bogotá y, relativamente cerca, también está la mina de sal de Nemocón con otra capilla en su interior.

Nemocon Mina De Sal Espejo Tanque De Salmuera

Te contamos más de las minas de sal de Nemocón y Zipaquirá.

Destinos desconocidos en Ecuador

El cementerio de Tulcán

Al norte de Ecuador, nada más cruzar la frontera con Colombia, se encuentra el pueblo de Tulcán con un más que curioso cementerio. Los árboles del cementerio de Tulcán han sido podados para crear formas que van desde aves andinas hasta crucifijos pasando por animales, formas geométricas y cualquier cosa que se te pueda ocurrir.

Tulcan Cementerio Elefante Cruz

Te contamos más sobre el cementerio de Tulcán.

La ruta cacaotera de Ecuador

No es exactamente un “destino” porque es una zona, pero poca gente sabe que el mejor cacao del mundo se cultiva en Ecuador y que es posible recorrer alguna de las haciendas cacaoteras –como se hace en las cafeteras en la vecina Colombia– y aprender que el chocolate no crece en las estanterías del supermercado.

Cacao Ruta Cacao Mazorca Nacional Arriba

Te contamos más sobre ruta cacaotera de Ecuador.

Destinos desconocidos de Perú

Chachapoyas y sus alrededores

Una de las culturas pre-incaicas que más nos sorprendió, la Chachapoyas, tuvo su capital en el norte del actual Perú. Allí construyó una fortaleza que, en nuestra opinión, es más impresionante que el propio Machu Picchu, pero que sigue siendo una “perfecta desconocida”. Es la fortaleza de Kuelap.

Chachapoyas Fortaleza Kuelap Murallas Exterior

Los alrededores de Chachapoyas esconden otros tesoros poco conocidos como los sarcófagos de Karajia o el museo de momias de Leymebamba. Es complicado llegar hasta la pequeña ciudad peruana, pero merece la pena.

Chachapoyas Sarcofagos Karajia

Te contamos más de la fortaleza de Kuelap y de los alrededores de Chachapoyas.

Cementerio de Chauchilla

Este cementerio no pasa desapercibido por “culpa” de los incas. En el caso del cementerio de Chauchilla es la cercanía a las líneas de Nazca lo que lo mantiene oculto. ¿Cómo luchar contra líneas de centenares de metros de longitud? Con trenzas de metros de longitud sobre las calaveras de sus muertos…

Nazca-ChauchillaMomia

Destinos desconocidos de Uruguay

Valle Edén

¿Aquí nació Gardel? Puede ser, la verdad es que Gardel parece haber nacido en muchos sitios. Lo que sí que hay en Valle Edén es una antigua terminal de tren abandonada. En sus vías todavía hay dos máquinas esperando volver a moverse algún día mientras el óxido las va deshaciendo.

Uruguay Tacuarembo Valle Eden Tren Abandonado

Destinos desconocidos de Venezuela

El tepuy Roraima

Vale, puede que pienses que éste no es desconocido y que lo has visto en Up, pero el tepuy que sale en la película está basado en el Salto Ángel con su cascada casi infinita –la más larga del mundo–. En el Roraima no hay cascada, lo que hay es una ruta para llegar hasta su tope caminando en un trekking –te contamos nuestra experiencia subiendo el Roraima–que hará que se convierta en un lugar aún más especial.

Venezuela Tepuy Roraima Gran Sabana Desde Tope

Los Llanos venezolanos

La naturaleza en Venezuela es espectacular y Los Llanos son una buena muestra de ello: un paisaje de llanuras semi inundadas donde encontrarse con una anaconda, un oso hormiguero, un delfín rosado o unos amaneceres y atardeceres que harán que no quieras irte, aunque estés en una casa sin ventanas ni luz eléctrica.

Los Llanos Rancho Grande Anaconda Completa

Te contamos más sobre Los Llanos venezolanos.

¿Cuántos de estos destinos conocías? Echa un vistazo a nuestras ciudades coloniales más bonitas y sigue descubriendo Sudamérica.

  

12 comentarios

  1. 23 marzo, 2016 en 13:38 — Responder

    Hola Chicos!

    Hemos pasado más de 8 meses en Sudamerica y nos acabamos de dar cuenta… ¡que nos hemos dejado muchos lugares por ver! Ya tenemos la excusa perfecta para volver 😉

    Muchos si que los vimos y nos quedamos con el Valle de la Luna de San Pedro de Atacama ¡que lugar tan increíble!

    ¡Gracias por compartir todos estos rincones, quedan apuntados!

    Un abrazo

    • 28 marzo, 2016 en 16:46 — Responder

      Hola chicos y bienvenidos al blog 🙂
      Es que 8 meses en Sudamérica no son suficientes… pero vamos, que seguro que habéis visto otros muchos lugares que nosotros ni sabemos que existen y que, obviamente, no visitamos en nuestro viaje 🙂
      Tenemos que volver y ya nos podéis ir diciendo qué lugares nos faltan 😉
      ¡Un abrazo!

  2. 23 marzo, 2016 en 17:36 — Responder

    ¡Genial artículo! La de sitios alucinantes que hay “todavía por descubrir”. Sólo conocía el valle de la Luna de Bolivia, la Catedral de Sal de Colombia y las bellísimas Lençois Maranhenses….

    ¡Muchas gracias por enseñarnos sitios tan chulos!

    Un saludo

    • 28 marzo, 2016 en 16:47 — Responder

      Hola Bea y bienvenida al blog 🙂
      Queda un mundo entero por descubrir y no sólo en Sudamérica, ¿eh? 😉
      Conocías unas pocas… y seguro que hay algún lugar que no hemos puesto que crees que debería estar, ¿cuál crees que nos falta?

      ¡Un saludo y gracias a ti!

  3. 27 marzo, 2016 en 01:06 — Responder

    La verdad es que algunos de los sitios son increíbles.
    Creo que los que más me han llamado la atención son el desierto/lago de Brasil y las cuevas de Chile.
    No conozco Sudamérica. Sólo norte (México) y Centro. Pero espero poder ir a Chile en un par de años, ya que tengo familia que proviene de ahí, y desde luego que me anoto lo de la cuevas. Qué lugar tan curioso y bonito a la misma vez.
    ¿Hicisteis todo el viaje el coche?

    • 28 marzo, 2016 en 16:55 — Responder

      Hola Maider 🙂
      La verdad es que se podría hacer esto mismo con Norteamérica, con Europa, con África… incluso con tu mismo país 😮 Hay tanto que ver en cada sitio que es prácticamente imposible que se conozca todo. Eso sí, en Sudamérica hay espacio de sobra para que estas maravillas se “oculten” 😉
      Nosotros no hemos estado ni en México ni en Centroamérica, quedaron para otro viaje porque no hubo tiempo… pero iremos.
      Todo el viaje lo hicimos por carretera, pero en transporte público. Puedes verlo entero aquí

  4. 27 marzo, 2016 en 23:22 — Responder

    Que rico, que fotos, que textos guau!!!! Que envidia… yo quieroooo!!!

    • 28 marzo, 2016 en 16:58 — Responder

      Esperamos que lo consigas 🙂

  5. 1 abril, 2016 en 16:05 — Responder

    Excelente página lugares no conocidos de Sudamérica. Les sugiero otros de Uruguay que tal vez no conoscan y pueden publicarlos: Rocha, Punta del Diablo y Cabo Polonio, Treinta y Tres, Quebrada de los Cuervos, Flores, Gruta del Palacio, Colonia del Sacramento -ciudad histórica- y minas de Salto del Penitente.
    Saludos Eduardo

    • 21 abril, 2016 en 10:59 — Responder

      Hola Eduardo y bienvenido al blog 🙂
      De los lugares que nos comentas de Uruguay sólo estuvimos en Colonia del Sacramento y no lo hemos incluido en la lista de “desconocidos” porque pensamos que es bastante famoso. Los demás nos los apuntamos, iremos a verlos en nuestra próxima visita al país (tenemos que volver porque nos faltó mucho por ver: sólo vivimos esto) y después los incluiremos porque nos parecen bastante poco conocidos (al menos, alguno de ellos, no los habíamos oído nunca)
      ¡Un saludo!

  6. César
    17 mayo, 2016 en 02:26 — Responder

    El monte Roraima lo vimos en una telenovela brasileña llamada “Imperio”.
    Era un lugar donde sustraían el oro y piedras preciosas en forma ilegal.
    La Fortaleza de Kuelap es bastante conocida en el Perú, pero tiene poca propaganda en el extranjero.
    La catedral de sal de Zipaquira y el Santuario de Las Lajas ya las conocía porque me gusta ver sobre turismo en los portales de internet. De todas maneras interesante tu nota.
    Hasta pronto.

    • 20 mayo, 2016 en 21:37 — Responder

      Hola César,
      Aquí en Europa, el Roraima se hizo “famoso” con la película Up! aunque ya El mundo perdido de Arthur Conan Doyle estaba ambientado en un tepuy. Respecto a Kuelap totalmente de acuerdo en que en el extranjero es muy poco conocido… pero pensamos que en Perú también hay mucha gente que no lo conoce 😮
      Me alegra haberte descubierto unos cuantos lugares 🙂
      ¡Un saludo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *