5% de descuento en tu seguro IATI por ser lector de SaltaConmigo.com

Plazas en Roma: 12 de las más bonitas

Plaza de San Pedro, plaza Navona, plaza de España… sí, todas son plazas de Roma y seguro que todas te suenan, de hecho las habrás visto en fotografías decenas de veces. Roma está llena de plazas con encanto, algunas más famosas y otras algo menos. Tanto que podrías ir a Roma y dedicarte solo a pasear de plaza en plaza en busca de tu favorita. Nosotros te ayudamos a ponerle rumbo a ese paseo: hemos seleccionado 12 plazas en Roma, nuestras preferidas.

Plazas de Roma Piazza Spagna Salto

Las “cinco grandes”, las más célebres, van al principio y te hablamos con más detalle de cada una de ellas. Y hay unas cuantas más al final. Aunque claro, no son todas: como siempre en nuestros listados, no están todas las que son pero sí son todas las que están.

Saltaconmiconsejo


Antes de lanzarte a tu “caza de la plaza”, no olvides leer nuestros consejos para viajar a Roma, nuestros itinerario de Roma en tres días y de Roma en dos días o nuestras 60 cosas que hacer y que ver en Roma.

Piazza Navona: la reina barroca de las plazas de Roma

No vamos a ser originales si decimos que la piazza Navona es la más bonita de Roma. De hecho, lo admitimos a pesar de ser conscientes de esa falta de originalidad: es una de nuestras plazas favoritas de todo el mundo. Y es que es única. ¿Acaso conoces otra plaza barroca, con obras de dos de los mayores artistas de esa época, construida encima de un estadio romano?

Roma Plaza Navona

La plaza tiene un 3×1 imbatible. Los restos del estadio de Domiciano, el que le da su forma tan peculiar. La iglesia de Santa Inés en Agonía, con su fachada cóncava y sus campanarios gemelos diseñados por el que probablemente sea el mayor arquitecto del barroco italiano, Francesco Borromini. Y la fuente de los Cuatro ríos, con sus esculturas que personifican los cuatro grandes ríos –Nilo, Danubio, Ganges y Río de la Plata– de los cuatro continentes entonces conocidos. Fuente diseñada por Bernini, considerado el primer maestro de la escultura barroca.

Plazas de Roma Piazza Navona Detalle

¿Sabías que…?


Un par de curiosidades sobre la fuente. La primera: el obelisco que la corona no es egipcio, a diferencia de otros que hay en Roma que sí lo son. Es una imitación romana de los tiempos del emperador Domiciano, siglo I. La segunda curiosidad: según la leyenda, la personificación del Río de la Plata alzaría la mano frente a la iglesia de Santa Inés en Agonía tapando la vista de la iglesia como muestra de la rivalidad entre Bernini y Borromini. Pero es solo eso, leyenda, de hecho la iglesia es posterior.

Plazas de Roma Piazza Navona Iglesia Santa Ines

Hoy la plaza Navona es una de las más animadas del centro de Roma, con sus terrazas, sus pintores y su caricaturistas y, en Navidades, su mercadillo y su feria.

Plazas de Roma Piazza Navona Navidad

Piazza del Campidoglio: la armonía renacentista de Miguel Ángel

Seguimos sin ser originales yéndonos a otra de las plazas más bonitas, y más famosas, de Roma: la piazza del Campidoglio. Porque si Bernini y Borromini fuera de Italia suenan hasta cierto punto… ¿qué tal Miguel Ángel? Fue él quien proyectó, en el siglo XVI, la que se considera primera gran plaza monumental de la Roma moderna. Eso sí, tampoco le faltaban siglos de historia por ese entonces, ¿eh? El CampidoglioCapitolium en latín, colina Capitolina en español– es una de las siete míticas colinas de Roma y aquí hubo templos y grandes edificios civiles en época romana.

Roma Plaza Campidoglio

Miguel Ángel proyectó todos los edificios que se encuentran hoy en la plaza: el palazzo Senatorio –actual ayuntamiento–, el palazzo Nuovo y el palazzo dei Conservatori –sedes de los magníficos museos Capitolinos–. Así como su original suelo y la Cordonata capitolina, la gran rampa –aunque tiene escalones– que da acceso a la plaza. Pero también colocó con la armonía propia de un maestro del Renacimiento elementos de la época romana. El más importante es la estatua ecuestre en bronce de Marco Aurelio, del siglo II. El original está en los museos Capitolinos, donde también se visitan los restos arqueológicos que se han encontrado bajo la plaza.

Plazas de Roma Piazza Campidoglio Cordonata Capitolina

Rincón Salta Conmigo


No olvides salir un momento de la plaza por la via del Campidoglio para admirar una de las vistas más bonitas del Foro Romano.

Roma Foro Imperial Plaza Campidoglio

Muy cerca está otra de las plazas más famosas de Roma, la piazza Veneziaplaza Venecia–. Aunque no está entre las nuestras preferidas: el Victoriano y el tráfico tienen la culpa.

Piazza San Pietro: la religiosa y la que te envuelve en un abrazo

La plaza más famosa de Roma no está en Roma. De hecho, ni siquiera está en Italia. Por lo menos desde que la Ciudad del Vaticano es un estado independiente, allá por 1929. Hablamos, por supuesto, de la piazza San Pietro. Vuelven Bernini, quien la proyectó, y Miguel Ángel, arquitecto de la cúpula de la basílica de San Pedro, gran protagonista de la piazza. Seas o no católico, tienes que haber visto miles de imágenes de fieles llenando la plaza de San Pedro escuchando al Papa y siendo “abrazados” por sus columnatas semicirculares coronadas por estatuas de santos. Y es que Bernini tenía justamente ese objetivo: representar el abrazo maternal de la Iglesia.

Plazas de Roma Piazza San Pietro Cupula

Escenografía y espectacularidad en estado puro. Más aún en su día, cuando la plaza estaba rodeada por callejuelas pequeñas que no te preparaban para ese gran golpe de efecto. Aunque hoy esté la via della Conciliazione estropeando la sorpresa, la primera vez que pones un pie en la plaza de San Pedro sigue siendo emocionante.

Plazas de Roma Piazza San Pietro Via Conciliazione

¿Sabías que…?


El obelisco en el centro de la plaza de San Pedro sí es egipcio, aunque no tan antiguo como otros: lo mandó levantar un prefecto romano en el siglo I a.C. en Alejandría. Calígula lo llevó a Roma desde Alejandría en el año 37 para decorar el que se llamaría circo de Nerón, en la colina Vaticana. Así que estuvo siempre al lado de la basílica. En la Edad Media se creía que en su vértice, en un globo de bronce, estaban las cenizas de César. El globo se retiró con la construcción de la plaza –está en los museos Capitolinos– y ahora en la cima del obelisco se conserva una reliquia de la lignum crucis.

Plazas de Roma Piazza San Pietro Nocturna

Piazza di Spagna: la plaza de España… o de Francia o de Inglaterra

Seguimos el recorrido por las plazas más célebres, monumentales y concurridas de Roma y llegamos a la piazza di Spagna. Hasta 2019, cuando lo prohibieron, su gran escalera monumental, la escalinata de la Trinità dei Monti, estaba siempre llena de turistas sentados descansando de los paseos kilométricos por la Ciudad Eterna.

Plazas de Roma Piazza Spagna Arriba

Los turistas del siglo XXI, ya no sentados pero sí haciéndose selfies, son los herederos de los viajeros del Grand Tour que, ya en el siglo XVIII, llegaban aquí desde la “lejana” Inglaterra. Esta era su zona predilecta, de hecho se apodaba “ghetto degli inglesi”. Era el centro cultural y artístico de la ciudad y ya para entonces había hoteles, posadas y casas en las que habitaron artistas y, más adelantes, anticuarios y fotógrafos. En el número 26 de la plaza de España fue donde murió John Keats –hoy es sede de la Keats-Shelley House–.

Roma Plaza Spagna

Hasta el siglo XVII su nombre oficial era Platea Trinitatis, por la iglesia de la Trinità dei Monti en la cima de la escalinata, pero ya se llamaba plaza de España cuando los ingleses la llenaban. ¿Por qué? Por la residencia del embajador de España, hoy embajada de España para el Vaticano. Aún así, la zona norte de la plaza, cerca de la calle del Babuino, era la plaza de Francia. Vaya cacao de países, ¿no? Ahora es todo plaza de España, ¡olé!

Saltaconmiconsejo


Una buena época para ir a la Plaza de España es en abril/mayo, cuando la escalinata se decora con azaleas. Es la mostra delle azalee capitoline, suele empezar a principios de abril y durar mientras están florecidas.

Plazas de Roma Piazza Spagna Flores

Piazza del Popolo: dedicada al pueblo pero majestuosa como pocas

Nos falta todavía una última gran plaza de Roma, otra en la que el efecto escenográfico cuenta. Y es que esta plaza daba la bienvenida a quien llegaba a Roma desde el norte. ¿Su objetivo? Impresionar a quien entraba en la ciudad, anunciarle las maravillas que se iba a encontrar y recordarle que Roma era la ciudad de los Papas. Una plaza viva que “nació” con su primer diseño en el siglo XVI pero que ha ido evolucionando hasta su aspecto actual, neoclásico, en el siglo XIX. En esos tres siglos se ha enriqueciendo con tantos elementos que necesitarás un rato para apreciarlos todos.

Plazas de Roma Piazza Popolo Parque Pincio

Al norte está la porta del Popolo, cuya fachada interior añadió, sorpresa, Bernini. Al lado, la iglesia que da nombre a la plaza, Santa Maria del Popolo, construida con donaciones del pueblo –popolo en italiano– y donde encontrarás, entre muchas otras joyas, dos obras maestras de Caravaggio. Al este están las rampas del Pincio que suben hacia el primer gran parque urbano de la ciudad, Villa Borghese, con sus preciosas vistas hacia el Vaticano –uno de los miradores de Roma–. Al sur están las dos iglesias gemelas Santa Maria in Montesanto y Santa Maria dei Miracoli que separan las tres calles del “Tridente”: via di Ripetta, via del Corso y via del Babuino. Y en el centro, la primera fuente pública de la Roma moderna, la fuente del Neptuno, y el obelisco Flaminio, uno de los primeros llevados a Roma desde Egipto.

Plazas de Roma Piazza Popolo  Tridente

Durante toda su historia ha sido lugar de ferias, juegos, espectáculos populares… bueno, y también de ejecuciones públicas. Todavía hoy hay muchos eventos, como los conciertos de Nochevieja.

Plazas de Roma Piazza Popolo Porta

Piazza di Trevi: la plaza de la fuente más famosa de Roma… ¿y del mundo?

Después de las “cinco grandes”, nos vamos a plazas un poco más pequeñas y recogidas aunque, por lo menos en este primer caso, no menos frecuentadas. De hecho, no hay ni un solo turista que no pase por la plaza de Trevi. Y es que aquí está la Fontana di Trevi, la fuente más famosa de Roma y una de las más célebres del mundo. Esa increíble fuente barroca –recién restaurada– y la imagen imborrable de Anita Ekberg bañándose en sus aguas en La dolce Vita –bueno, imborrable para los que tenemos una edad– harán que llegues hasta aquí. Pero los edificios de colores cálidos rodeando el resto de la plaza y abrazando a los turistas también le dan un punto. Una vez admirada la fuente, no olvides girarte.

Plazas de Roma Piazza Trevi Fontana

Largo di Torre Argentina: templos romanos… y uno felino

Los restos de la antigua Roma están diseminados por todo el centro de la ciudad. Aunque hay espacios donde son más evidentes. Es el caso del Largo di Torre Argentina. En su centro se encuentra el Area Sacra dell’Argentina, el complejo arqueológico más extenso de la Roma republicana. Sus cuatro templos, tres de base rectangular y uno circular, se levantaron entre finales del siglo III y principios del II a.C. Sí, ¡llevan ahí más de 2.200 años! Dos curiosidades sobre la plaza. La primera: parece que algunos de los restos son de la Curia Pompeia, donde en el año 44 a.C. fue asesinado Julio César. La segunda: en la plaza hay un santuario para gatos, en el que hay voluntarios que a diario dan de comer y cuidan a unos 150 gatos callejeros. Si has visto fotos de gatos entre ruinas romanas, seguramente sean de esta plaza.

Plazas de Roma Piazza Largo Argentina

Campo de’ Fiori: prado, ejecuciones y bares

Campo de’ Fiori, campo de flores. Bonito, ¿no? Ese nombre tan bucólico se debe a que, hasta el siglo XV, cuando se creó la plaza, aquí había, literalmente, un prado. Seis siglos después, el Campo de’ Fiori es una de las plazas más animadas del centro de Roma. De día, acoge uno de los mercados más característicos de la ciudad, que ha mantenido algo de su carácter popular, aunque ya sea muy turístico. De noche, se transforma en un gran bar al aire libre: es uno de los puntos de encuentro de la marcha nocturna en el centro de Roma. La estatua de Giordano Bruno recuerda la más famosa de las víctimas de la Inquisición romana ejecutadas en esta plaza.

Plazas de Roma Piazza Campo Fiori

Piazza della Rotonda: la plaza del Panteón

Como en el caso de la piazza di Trevi, a la piazza della Rotonda se viene a ver una de las atracciones turísticas más populares de Roma: el Panteón, del que ya hemos hablado largo y tendido. Y, también en este caso, la plaza en sí tiene su encanto. Además de ser el vestíbulo del Panteón, está rodeada por bonitos palacios del siglo XVIII y en el centro tiene una fuente monumental renacentista. ¿Qué corona la fuente? Sí, lo has adivinado, ¡un obelisco egipcio! Es el obelisco de Ramsés II, que anteriormente se encontraba en el Iseo Campense, un templo romano dedicado a Isis.

Plazas de Roma Piazza Rotonda

¿Sabías que…?


Roma es la ciudad con más obeliscos del mundo. Hay un total de trece. Siete de ellos son de la época de los faraones; uno –el obelisco Vaticano– de la época del primer prefecto romano en Egipto, justo después de la muerte de Cleopatra; otro –el del Pincio– se construyó en Egipto para Roma y los restantes son de inspiración egipcia pero se hicieron en Roma. Hasta 2008, había uno más, el obelisco de Aksum –un antiguo obelisco etíope llevado a la capital italiana en 1937 como trofeo de guerra–, devuelto a Etiopía en el siglo XXI. Desde el cruce de las Quattro Fontanevia del Quirinale con via delle Quattro Fontane– se ven tres obeliscos al mismo tiempo, algo también único en el mundo.

Piazza di Santa Maria in Trastevere: la del otro lado del Tiber

Nos alejamos un poco del centro más centro de Roma para ir al otro lado del Tíber hasta uno de los barrios más queridos por los turistas: el Trastevere. Su plaza principal y corazón del barrio, la piazza di Santa Maria in Trastevere, es otra de nuestras favoritas de la capital italiana. Está dominada por una de las iglesias más interesantes de Roma, que no es moco de pavo. Hablamos de Santa Maria in Trastevere, con su fachada de mosaicos del siglo XIII y su campanario románico. Pero está rodeada de otros edificios con siglos de historia: la casa dei Canonici –siglo XVIII–, el palazzo di San Callisto –reconstruido en el siglo XVII– y el palazzo dei Cavalieri –siglo XVI–. Y, claro, en el centro hay una fuente monumental empezada en el Renacimiento y rematada en época barroca. Seguro que ya no te sorprende…

Plazas de Roma Piazza Santa Maria Trastevere

Piazza Mincio: la sorpresa alternativa

De las anteriores plazas de Roma seguro que has escuchado hablar, todas las habrás pisado si has estado en la capital italiana y de todas habrás visto miles de fotos. Por eso he querido añadir una que está fuera de las rutas turísticas de Roma, de hecho hablamos de ella en nuestro artículo sobre la Roma secreta y alternativa. Que esté un poco alejada del centro tiene que ver con ese desconocimiento. Pero merece la pena el desvío –unos 20 minutos de autobús desde la via del Corso– para llegar a la piazza Mincio, en el barrio de Coppedè. Sus palacetes y chalets con su curioso estilo arquitectónico, mezcla de modernismo, art déco y homenajes al arte clásico romano, seguro que te sorprenden.

Plazas de Roma Piazza Mincio Coppede

Piazza Mattei: una plaza tranquila en pleno centro de Roma

Volvemos al centro pero nos vamos a otra plaza no tan frecuentada. Porque incluso a menos de diez minutos andando del Panteón hay rincones tranquilos en Roma, por increíble que parezca. La piazza Mattei está rodeada por palacios renacentistas, entre ellos el palazzo Mattei, que le da su nombre. Pero lo que más te llamará la atención será su fuente, la fuente de las Tortugas, con sus esculturas de delfines, efebos y, sí, tortugas. Tortugas que, por cierto, parece que fueron añadidas por Bernini –las que hay en la fuente son copias, las originales están en los museos Capitolinos–.

Plazas de Roma Piazza Mattei Fontana Tartarughe

Según una leyenda, esta fuente se construyó en una sola noche por encargo del duque Mattei que había perdido la mano de su prometida cuando su “ex-futuro-suegro” descubrió sus deudas de juego. La demostración de poder era un intento de recuperar el beneplácito de la familia política. Leyendas aparte, es una de las fuentes más bonitas y desconocidas de Roma.

Otras plazas de Roma con encanto

Ha sido muy difícil escoger solo doce plazas de Roma, así que te mencionamos algunas más de nuestras favoritas.

Saltaconmiconsejo


Si quieres ir acompañado, aprovechar al máximo tu tiempo y enterarte de unas cuantas curiosidades de algunas de estas plazas, puedes visitarlas con un tour guiado por las plazas y fuentes de Roma, aquí tienes detalles y precios.

Entre las más recogidas:

  • Piazza della Minerva, con otro de los obeliscos egipcios que hay en Roma puesto encima de un… ¡elefante! esculpido por Bernini;
  • Piazza San Simeone, cerca de la piazza Navona, con otra fuente monumental y palacios típicos romanos;
  • Piazza di Pietra, dominada a un lado por las once grandes columnas del templo de Adriano integradas en un edificio del siglo XVIII.

Roma Columna Marco Aurelio

Y entre las más ostentosas:

  • Piazza Colonna, la elegante plaza que tiene en su centro la columna de Marco Aurelio –de ahí el nombre– y en uno de sus lados el palazzo Chigi, residencia oficial del primer ministro italiano;
  • Piazza Farnese, con el imponente palazzo Farnese, renacentista, actual sede de la embajada francesa, y sus fuentes gemelas, hechas con bañeras romanas, probablemente de las termas de Caracalla;
  • Piazza del Quirinale, dominada por el palacio presidencial, el palazzo del Quirinale, y el obelisco trasladado aquí desde el mausoleo de Augusto y flanqueado por las enormes estatuas de Cástor y Pólux con sus caballos;
  • Piazza della Repubblica, frente a la basílica de Santa María de los Ángeles, otra plaza enorme con fuente monumental, aunque un poco demasiado caótica para nuestro gusto;
  • Piazza Barberini, con la Fontana del Tritone, diseñada por Bernini.

Plazas de Roma Piazza Barberini Fontana Tritone

Mapa con nuestras plazas romanas

Aquí tienes nuestras plazas favoritas de Roma, para que no te pierdas ni una.

Plazas de Roma Piazza San Pietro Columnata

Ahora es tiempo de empezar la caza de tu plaza de Roma favorita.

¿Quieres viajar a Roma? Aquí puedes hacerlo:

  • Busca tu vuelo más barato a Roma aquí.
  • Escoge el hotel que más te guste en Roma al mejor precio aquí.
  • Compra tu tarjeta OMNIA + Roma Pass para tener transporte público ilimitado y acceso a monumentos sin colas aquí o contrata tu traslado desde el aeropuerto a tu hotel aquí.
  • Hazte con las mejores guías de Roma aquí.
  • Contrata tu tour guiado en Roma y sáltate las colas aquí.
  • Contrata tu seguro de viaje con un 5% de descuento aquí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

No hay comentarios