5% de descuento en tu seguro IATI por ser lector de SaltaConmigo.com


La visita al Palazzo Vecchio de Florencia: del museo a la torre

Con la competencia del Duomo lo tiene complicado, pero el Palazzo Vecchio de Florencia es sin duda uno de los símbolos de la capital toscana. Si has visitado Florencia, seguro que has pasado por su plaza, la Plaza de la Señoría, un montón de veces. Pero, ¿te has planteado entrar? Con su aspecto medieval sencillo y severo probablemente no te esperes lo que te vas a encontrar en el interior. Grandes salas, decoración fastuosa, esculturas de artistas de la talla de Miguel Ángel y Donatello… No lo hemos incluido en nuestro listado de lugares que ver en Florencia en dos días por cuestión de tiempo pero, si te quedas un poco más o no es tu primera vez en la ciudad, no deberías perdértelo. En nuestras 60 cosas que ver y hacer en Florencia, por supuesto, sí que lo hemos incluido.

Palazzo Vecchio Florencia Plaza

Te contamos un poco sobre el palacio y la visita. Con información práctica y rincones que no te puedes perder.

El Palazzo Vecchio de Florencia: entradas y horarios

El Museo di Palazzo Vecchio está abierto todos los días del año, excepto el 25 de diciembre. De abril a septiembre abre de 9h a 23h y de octubre a marzo de 9h a 19h todos los días. Los jueves abre solo por la mañana: de 9h a 14h.

Saltaconmiconsejo


Como es también la sede del ayuntamiento, puede cerrar sin previo aviso. Lo sabemos bien, cuando quisimos subir a la torre no pudimos porque había algún tipo de evento y cerraron todo el museo. Así que, si puedes, ve el primer día que estés en la ciudad por si acaso. Por cierto, la torre también cierra en caso de lluvia.

Respecto a los precios, hay diferentes opciones:

  • solo museo: 12,50 €;
  • museo + recorrido arqueológico: 16 €;
  • museo + recorrido arqueológico + subida a la torre y camino de ronda: 19,50 €;
  • solo subida a la torre y camino de ronda: 12,50 €.

Las entradas son gratuitas para menores de 18 años y hay descuento hasta los 25. En la página oficial del MUSE, la asociación de museos municipales de Florencia al que pertenece el museo del Palacio Viejo, tienes todos los precios actualizados.

Palazzo Vecchio Florencia Patio Detalle Putto

Puedes comprar las entradas en la taquilla o por Internet, en la página oficial de venta de entradas del ayuntamiento de Florencia. Tienes el enlace en la página web del MUSE, pero te lo volvemos a poner aquí. Eso sí, si compras la entrada online hay un euro de suplemento –sí, esa cosa que se hace siempre y que nunca entenderemos–.

Tours: visitas guiadas en español y entrada sin cola

Como en el resto de museos de Florencia, las colas pueden ser épicas. Con la reserva online o si tienes la Firenze Card, podrás acceder al museo del Palacio Vecchio sin cola. Otra opción es contratar un tour guiado en español, para conocer la historia y las curiosidades del edificio y su entorno. Aquí puedes consultar precios y horarios.

Palazzo Vecchio Florencia Sala Audiencia

Un poco de historia del Palacio Viejo de Florencia

El Palacio Viejo ha sido el centro del poder político de Florencia desde hace más de siete siglos. Se levantó en 1299, se cree que según el diseño del arquitecto Arnolfo di Cambio –el del Duomo de Florencia y de la basílica de la Santa Cruz– como sede de los “Priori delle Arti”, el orden de los tres priori elegidos por los gremios de la ciudad para gobernarla. De esa época es la estructura tan severa que tiene su exterior y la gran torre almenada.

Palazzo Vecchio Florencia Patio Escudo Medici

En el siglo XV fue sede de la Señoría, de ahí que también se llame Palazzo della Signoria, Palacio de la Señoría, y el nombre de la plaza. En 1540, bajo el gobierno de Cosme I de Médici, se convirtió en palacio ducal: residencia de la familia del Gran Duque de Toscana, de ahí su decoración fastuosa. Hoy es el ayuntamiento de Florencia, por eso algunas salas –como la Sala dei Duecento– normalmente no se pueden visitar.

¿Sabías que…?


Si el Palacio Viejo se llama así es porque hay un Palacio Nuevo. Se trata del Palacio Pitti, que originalmente era de la familia Pitti, pero que compraron los Médici en tiempos de Cosme I. A su mujer, Leonor de Toledo, no le gustaba el Palazzo Vecchio y nunca ocupó sus aposentos en él. Prefería los del Palacio Pitti.

Qué ver en el Museo del Palazzo Vecchio de Florencia

Aunque el Palazzo Vecchio sea grande, no son muchas las salas visitables, así que podrás recorrerlas todas sin problema. Aún así, te señalamos algunas y sus piezas más conocidas, para que sepas en qué fijarte más si vas justo de tiempo.

Palazzo Vecchio Florencia Suelo

¿Sabías que…?


La sala más famosa del Palazzo Vecchio, el Salone dei Cinquecento, sirvió de cámara de los diputados del Parlamento italiano en los años que Florencia fue capital del Reino de Italia, del 1865 al 1871.

El patio

No hace falta esperar mucho para encontrarse con uno de los ambientes más bonitos del Palacio Viejo de Florencia. De hecho, es el primero. Hablamos del patio, reformado en el siglo XV y decorado con estucos y frescos en el XVI para la boda de Francisco I de Médici con Juana de Austria. Esas vistas de ciudades del imperio de los Habsburgo son un bonito regalo para la esposa, ¿no?

Palazzo Vecchio Florencia Patio General

El Salone dei Cinquecento

En la planta baja hay alguna sala interesante, pero es al subir una gran escalera de dos tramos y llegar al primer piso cuando se accede al salón más grande y espectacular de todo el edificio. Es el enorme Salone dei Cinquecento La sala es la más grande dedicada al poder civil de Italia, con sus 54 metros de largo, 23 de ancho y 18 de alto.

Palazzo Vecchio Florencia Salon Quinientos

El nombre de esta sala hace referencia al Consiglio dei Cinquecento –Consejo de los Quinientos–, formado, como su propio nombre indica, por quinientos ciudadanos florentinos. El objetivo de esta institución, constituida a finales del siglo XV, era repartir el poder en Florencia, demasiado concentrado en las manos de los señores de la ciudad, los Médici. Quien ideó esta institución de la nueva república y mandó construir este salón para que se reuniera aquí fue Girolamo Savonarola, un predicador dominico. El cura, que se convirtió de facto en señor de Florencia, criticó ferozmente a los Médici –contribuyó a echarles del poder–, a los ciudadanos de Florencia e incluso al Papa por su licenciosidad y sus ansias de riqueza y poder. Acusado de herejía, acabó en la hoguera en la Plaza de la Señoría en 1498. En la plaza hay una placa que lo recuerda.

¿Sabías que…?


Fue Girolamo Savonarola, junto a sus seguidores, quien organizó la llamada “hoguera de las vanidades” donde invitaba a los florentinos a quemar sus objetos de lujo y libros considerados licenciosos.

El desaparecido frescos de Leonardo y el inexistente de Miguel Ángel

Años después de la muerte de Girolamo Savonarola, pero todavía en tiempos de la república –antes de que volvieran los Médici–, se encargó la decoración del Salone dei Cinquecento con dos grandes frescos nada menos que a Leonardo y a Miguel Ángel. ¡Ahí es nada! Cada uno de ellos iba a conmemorar una gran batalla ganada por Florencia: la de Anghiari –ganada al enemigo por excelencia de Florencia: Pisa– y la de Cascina.

Palazzo Vecchio Florencia Mascara Dante

Leonardo empezó a pintar su fresco de la batalla de Anghiari, pero tuvo problemas con su ejecución y nunca lo acabó. Además, lo que había realizado se deterioró. El artista toscano tenía dificultades con su técnica al fresco, si has visto la Última Cena lo sabrás… Miguel Ángel, por otro lado, fue llamado a Roma para realizar la Capilla Sixtina y nunca llegó a comenzar el encargo. ¿Imaginas cómo sería esta sala si los dos frescos se hubieran completado y siguieran ahí? Seguramente sería tan famosa como la mismísima Capilla Sixtina.

¿Sabías que…?


Miguel Ángel no llegó a pintar su fresco pero sí que realizó las sinopias, los dibujos preparatorios, en unos cartones. Aunque se hayan perdido, se hicieron copias. La mejor es la de Aristotile da Sangallo que se conserva en la colección privada del conde de Leicester, en Inglaterra. Por otro lado, también se hicieron copias de los dibujos preparatorios del fresco de Leonardo. Una de ellas fue copiada a su vez por el mismísimo Rubens, en un dibujo que se conserva en el Museo del Louvre de París.

La redecoración de la sala con Cosme I y Vasari

Cuando los Médici recuperaron el poder, mandaron redecorar la sala convirtiéndola en una glorificación de Florencia y, sobre todo, de ellos mismos. Con Cosme I, las paredes y el techo se cubrieron de frescos. Las obras, de Vasari –su artista favorito–, celebran el origen glorioso y las victorias de la ciudad y colocan al gran duque de Toscana en el cielo coronado por las artes.

Italia Florencia Palazzo Vecchio Sala 500

¿Sabías que…?


Entres los frescos de Vasari hay uno, el de la Batalla de Marciano en Val di Chiana , en el que un soldado florentino lleva un estandarte verde con las palabras Cerca trova, busca encuentra. Según unos análisis que se han hecho recientemente, detrás de ese fresco quedarían restos del de la batalla de Anghiari de Leonardo, artista muy admirado por Vasari. ¿El “busca encuentra” se referirá al fresco de Leonardo?

En la sala se añadió también el trono ducal y se colocaron estatuas de personajes de la familia Médici coronados por sus escudos de armas. En el centro, está el Papa León X de Médici, el primero de los tres Papas de la familia.

El Genio de la Victoria de Miguel Ángel

Entre las estatuas que decoran la sala está el Genio de la Victoria de Miguel Ángel, esculpido seguramente para la inacabada tumba del Papa Julio II. El guía nos comentó que representaría a Florencia sometiendo a Siena –otra escultura de los trabajos de Hércules representaría a Florencia sometiendo a Pisa–, pero si la estatua estaba pensada para la tumba de Julio II…

Palazzo Vecchio Florencia Salon Quinientos Genio Victoria Michelangelo

La capilla de Leonor de Toledo

En la segunda planta se encuentran las dependencias privadas de los Médici. A un lado, las habitaciones privadas de Cosme I, el Quartiere degli Elementi –toma el nombre de la primera de sus salas, donde están representados los cuatro elementos–, con sus suelos originales en barro cocido. Y, al otro, el Quartiere di Eleonora, las habitaciones privadas de Leonor de Toledo, esposa de Cosme.

Palazzo Vecchio Florencia Capila Leonor Toledo Techo Bronzino

En el Quartiere di Eleonora se encuentra otra de las salas más interesantes del palacio. Es la cappella di Eleonora, capilla privada de la noble española. Es famosa por estar completamente cubierta de frescos de Agnolo Bronzino, uno de los mayores pintores del Manierismo. Los frescos representan historias de Moisés. También es de Bronzino la Piedad del altar.

Palazzo Vecchio Florencia Capila Leonor Toledo Bronzino

¿Sabías que…?


En las habitaciones de Leonor está también la Cámara Verde donde una puerta da acceso al Corredor vasariano: el pasillo que conecta el Palazzo Vecchio con Palazzo Pitti, pasando por los Uffizi y por encima del Ponte Vecchio. Así los Grandes Duques podrían moverse libremente desde su nueva residencia, el Palazzo Pitti, hasta el palacio de gobierno sin cruzarse con el pueblo. Pueblo que ya no les quería tanto tras la abolición de la República de Florencia.

La sala de la Audiencia y la sala de las Flores de lis

En la segunda planta, además de las estancias privadas, hay también salones públicos. Es el caso de la Sala dell’Udienza –sala de la Audiencia– y de la Sala dei Gigli – sala de las Flores de lis, por la decoración de sus paredes–. Dos de las más bonitas del palacio, con sus techos de artesonado de madera y sus frescos. No te pierdas la puerta de madera con relieves de dos de los poetas más famosos de la historia de Italia: Dante y Petrarca, en la Sala dei Gigli. Y, en las dos salas, no te olvides echar un vistazo por las ventanas: las vistas hacia la cúpula del Duomo son una maravilla.

Palazzo Vecchio Florencia Sala Audiencia Duomo

¿Sabías que…?


Las flores de lis son conocidas en Italia por ser el símbolo de Florencia, y lo son desde tiempos inmemoriales. De hecho no se sabe con certeza el origen de su conexión con la ciudad toscana. Pero, estas flores de lis en concreto, tienen otro origen. Son las flores de lis de la casa de Anjou, que apoyó a la familia Médici. En el escudo de la familia, con sus seis bolas, también verás flores de lis por este motivo.

La escultura de Judit y Holofernes de Donatello

En la sala de las Flores de lis encontramos otra de las joyas de la escultura renacentista conservadas en el Palazzo Vecchio. Se trata del original de Judit y Holofernes de Donatello del que hay una copia en la entrada del palacio, junto a la copia del David de Miguel Ángel. Judit podría considerarse la versión femenina de David –que, por cierto, también representó Donatello, lo puedes ver en el museo del Bargello en la ciudad–.

Palazzo Vecchio Florencia Sala Lis Judit Holofernes Donatello

La sala de los Mapas

Desde un punto de vista artístico no es de las más importantes del Palazzo Vecchio, pero, con lo que nos gustan los mapas, no podemos dejar de mencionar la Sala delle Carte Geografiche, sala de los Mapas. Un gran globo terráqueo y los 53 paneles pintados al óleo que cubren las paredes dan una visión del mundo conocido en el siglo XVI.

Palazzo Vecchio Florencia Sala Mapas

¿Sabías que…?


El fraile y geógrafo del siglo XVI Ignazio Danti, que pintó estos mapas, es el mismo que realizó los de la famosa Galería de los Mapas que puedes visitar hoy en los Museos Vaticanos.

El Putto con delfín de Verrocchio

La tercera joya escultórica de la colección del Museo di Palazzo Vecchio es la estatua original del Putto con delfín de la que has visto una copia en el centro del patio de entrada, su ubicación original. Se trata de una escultura del artista renacentista Verrocchio, maestro nada menos que de Leonardo. Es una pequeña joya, aunque está claro que Verrocchio no había visto muchos delfines…

Palazzo Vecchio Florencia Putto

El recorrido arqueológico y la subida a la torre

Además del museo, se pueden visitar las excavaciones arqueológicas que hay bajo el palacio, con restos del antiguo teatro romano y los cimientos del edificio. También se puede subir a la torre del Palacio Viejo desde donde hay una de las vistas panorámicas más bonitas de Florencia. O eso nos han comentado porque, como dije arriba, justo cerró el día que queríamos subir. Eso sí, no nos quedamos con las ganas de disfrutar de otros miradores de Florencia.

Palazzo Vecchio Florencia Arqueologico

Visitas especiales

Además de la visita que puedes hacer por tu cuenta o con un tour como el que mencionamos arriba, hay recorridos guiados temáticos organizados por el mismo museo, algunos de ellos en español. Los hay para niños y para adultos, puedes encontrar un listado con precios y horarios en su web.

Palazzo Vecchio Florencia Sala Lis

El más interesante en nuestra opinión, lo tenemos apuntado para la próxima, es el de los Percorsi Segreti. Gracias a él se puede visitar el studiolo de Francisco I de Médici con su “cámara de las maravillas”, una de las salas más curiosas e interesantes del palacio según hemos leído; el scrittoio de su padre, Cosme I, el Tesoretto, y el armazón de madera por encima del techo del Salone dei Cinquecento. También hay visitas que recorren los pasillos secretos del palacio. Nosotros vimos a una guía vestida con ropa de época salir de uno de ellos en la sala de los mapas.

Palazzo Vecchio Florencia Sala Mapas Visita

Desde fuera con su carácter medieval, desde dentro con sus fastuosas salas, desde lo alto de su torre, desde la profundidad de sus excavaciones, desde sus rincones secretos… da igual desde dónde lo mires, siempre merecerá la pena una visita al Palazzo Vecchio de Florencia.

¿Quieres visitar el Palazzo Vecchio de Florencia? Aquí puedes hacerlo:

  • Busca tu vuelo más barato a Italia aquí.
  • Escoge el hotel que más te guste al mejor precio en Florencia aquí.
  • Contrata tu traslado desde el aeropuerto a tu hotel aquí.
  • Hazte con las mejores guías de Florencia aquí.
  • Contrata tu tour guiado en Florencia aquí.
  • Contrata tu seguro de viaje con un 5% de descuento aquí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

No hay comentarios