5% de descuento en tu seguro IATI por ser lector de SaltaConmigo.com

La Roque-Gageac, el pueblo asomado al Dordogne

No envidio para nada el trabajo de los jueces o jurados de “Los pueblos más bonitos de Francia” porque cada uno es más bonito que el anterior. ¿Cómo se puede determinar qué grado de belleza tiene un pueblo? Por suerte, no hay un límite de miembros de ese círculo de élite. Si lo hubiera, lo tendrían que haber ampliado, o haber expulsado a uno de los “premiados”, para poder incluir a La Roque-Gageac en Dordoña, Aquitania. Un río –el Dordoña–, un acantilado, varios castillos y ese ambiente de pueblo medieval que nos gusta tanto son algunos de los atributos que hacen de La Roque-Gageac uno de “los pueblos más bonitos de Francia.

Francia Aquitania Perigord Negro La Roque-Gageac Salto

Una roca con historia en La Roque-Gageac

Un acantilado rocoso con una pequeña terraza orientada al sur junto al cauce de un gran río, “demasiado bonito para ser cierto” debieron pensar los primeros hombres de las cavernas que llegaron hasta esta zona del Périgord Noir, el Périgord Negro. Se puede ver alguna cueva prehistórica en la propia roca y en las proximidades –a poco más de 35 km se encuentra la cueva de Lascaux, la maravilla del arte rupestre de Francia–.

Desde entonces no dejó de ser un lugar habitado y por allí pasaron desde los romanos hasta los vikingos para continuar, en la Edad Media, con años de guerras y asedios.

Francia Aquitania Perigord Negro La Roque-Gageac Rio

 

¿Cuánto se puede ver de toda esta historia en las calles de La Roque-Gageac? Pues no demasiado porque durante siglos se han ido construyendo casas, murallas, iglesias, palacios, castillos… unos encima de otros dado que la cantidad de espacio para vivir en el pueblo era y es muy reducida. Pero eso no significa que no haya nada que ver en La Roque-Gageac.

Navegando por el Dordoña en La Roque-Gageac

Llegamos en coche hasta el pueblo, por la carretera principal que corre paralela al río, pero fue allí, en el aparcamiento, donde hubo que dejarlo. Las casas que trepan por el acantilado no se pensaron dejando espacio para anchas avenidas por las que transitarían los coches siglos más tarde. Así que sólo quedan dos opciones para ver La Roque-Gageac: andar, subiendo y bajando cuestas y escaleras, o subir en una barca tradicional y navegar por el río Dordoña.

Francia Aquitania Perigord Negro La Roque-Gageac Dordogne Gabare

Sí, una barca tradicional, una gabare –gabarra–, para el pueblo el río ha sido siempre su principal fuente de riqueza. A partir de la Revolución Francesa, La Roque-Gageac se convirtió en puerto importante y nudo de comunicaciones fluvial y, desde la antigüedad, era pueblo pescador. Hoy en día las “capturas” o “mercancías” no son los peces sino los turistas que suben a los barcos voluntariamente sin que les echen las redes, y que se dejan mecer por las aguas durante una hora descubriendo alguno de los castillos del valle de la Dordoña.

Francia Aquitania Perigord Negro La Roque-Gageac Chateau Malartrie

El tiempo pasa volando sobre uno de estos barcos que, hace siglos, tenían que ser remolcados por hasta cien hombres en pasajes difíciles. La llegada del tren supuso el final de la época gloriosa del transporte de mercancías por río y es ahora cuando viven una segunda juventud.

Qué ver durante el paseo en gabare por el río Dordoña

Lo primero, un consejo: antes de lanzarte al abordaje comprueba el sitio donde da la sombra y ponte protector solar.

El paseo turístico comienza con la vista de La Roque-Gageac trepando por el acantilado con el Château de la Malartrie al fondo como si marcara el lugar hasta el que puede llegar el pueblo. En lo alto del acantilado, otro castillo-palacio –es lo que tiene la palabra château– el Château et Jardins de Marqueyssac, los jardines suspendidos de Marqueyssac. Al otro lado del Dordoña van a apareciendo la Châpelle Saint Julien, la desembocadura del río Le Céou, el pueblo de Castelnaud-la-Chapelle y el Château de Castelnaud.

Francia Aquitania Perigord Negro La Roque-Gageac Chateau Castelnaud

Si te encuentras más activo, puedes hacer el paseo por el río Dordoña en piragua, a tu ritmo, aunque las explicaciones del guía sonarán más lejanas.

Caminando por La Roque-Gageac

Pero no íbamos a quedarnos sólo con la vista del pueblo desde la gabare. Ponte tu calzado más cómodo y síguenos por las calles empinadas, empedradas y estrechas –la mágica triple E para un pueblo medieval– de La Roque-Gageac.

A pesar de los múltiples ataques y guerras sufridos por el pueblo, fue la caída de un bloque de 5.000 m3 de roca del acantilado lo que más daño le ha provocado. Fue hace nada: en 1957 –para un pueblo con este tipo de historia sesenta años es poco menos que un suspiro–, pero la reconstrucción que siguió al desastre hizo que recuperara todo su encanto.

Francia Aquitania Perigord Negro La Roque-Gageac Calles

Antes de que te lances por la primera callejuela arriba que encuentres, te confirmo que no hay pérdida: la forma casi vertical de La Roque-Gageac hace imposible perderse por muchos recovecos que tengan sus calles. Todo lo que sube baja y no hay más que escoger una calle con pendiente hacia el río para llegar a la carretera principal y, de ahí, al aparcamiento.

En cualquier caso, tratarás de perderte en busca del rincón más fotogénico de este pequeño pueblo de casas de piedra y techos puntiagudos: una terraza, una ventana, las flores de una maceta junto a un banco, la fachada de la iglesia… Tan bonita es cada esquina que parece que ha sido un decorador el que la ha creado, desde la casa hasta las piedras que adoquinan la calle. Entre las cosas que ver en La Roque-Gageac no te puedes perder las cuevas prehistóricas excavadas en la misma roca del acantilado o los restos del fuerte usado para defender el pueblo de los ataques vikingos.

Francia Aquitania Perigord Negro La Roque-Gageac Dordogne

A los jardines suspendidos de Marqueyssac no es posible llegar caminando cuesta arriba por el acantilado y hay que volver a montar en el coche para llegar allí. Nosotros no tuvimos tiempo de hacerlo, Sarlat nos esperaba, –además de que el clima empeoró un poco por la tarde– pero nos contaron que merecía mucho la pena.

La Roque-Gageac dónde dormir y comer

Tras el reconocimiento como uno de “los pueblos más bonitos de Francia”, La Roque-Gageac se ha convertido en un importante destino turístico en Aquitania. Esto ha llevado a la apertura de numerosos hoteles y restaurantes en este pequeño pueblo de menos de 500 habitantes. Aunque es muy fácil recorrerlo en un día desde Sarlat o, incluso, desde Burdeos, si quieres disfrutar de su tranquilidad durante la noche –con la marcha de muchos turistas– y las primeras horas del día –antes de la llegada de los autobuses– puedes mirar aquí los precios de los distintos hoteles de todas las categorías imaginables.

Francia Aquitania Perigord Negro La Roque-Gageac Carretera

Igual que sucede con los hoteles, también hay gran número de restaurantes –algunos de los propios hoteles– en donde comer los platos típicos del Périgord Negro. Nosotros comimos en La Belle Etoile, un hotel restaurante distinguido con tres cazuelas Logis, un exquisito magret de pato con foie gras y unas costillas de cordero.

Francia Aquitania Perigord Negro La Roque-Gageac Rio

Seguimos tachando pueblos de la lista de los más bonitos de Francia y La Roque-Gageac merece un puesto de honor.

Aquí tienes nuestra ruta por Aquitania

 

¿Te quieres de ir de viaje a La Roque-Gageac por libre? Aquí puedes hacerlo:

  • Busca tu vuelo más barato a Burdeos aquí.
  • Escoge el hotel que más te guste al mejor precio en La Roque-Gageac aquí.
  • Alquila el coche en Burdeos al mejor precio comparando entre varias compañías aquí.
  • Las mejores guías del sur de Francia aquí.
  • Contrata tu seguro de viaje con un 5% de descuento aquí.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

No hay comentarios