CáceresEspañaEuropaExtremadura

Cultura en Monfragüe: del museo al restaurante

  

No es que pasear por la dehesa y aprender sus usos y secretos o mirar al cielo en busca de aves no se deban considerar actividades culturales, pero, en esta ocasión hablo de la cultura entre cuatro paredes. Todo el mundo tiene una idea clara cuando habla de un parque nacional: naturaleza. Vida salvaje –en el caso de las dehesas de la reserva de la biosfera de Monfragüe también doméstica–, flora, paisajes… pero nadie piensa en museos o centros de interpretación¿alguien sabe cuál es la diferencia entre un museo y un centro de interpretación?–. En la zona de Monfragüe no sólo hay varios centros de interpretación, hay hasta un observatorio astronómico, porque cuando se hace de noche y muchos pájaros van a dormir y otros no los podemos ver, aparecen las estrellas para seguir maravillándonos. Después de la naturaleza, la cultura en Monfragüe.

Extremadura Monfrague Gastronomia Boletus

Centro de interpretación de la reserva de la biosfera pórtico de Monfragüe, Toril

Ya el edificio merece una visita: la antigua iglesia de San Blas del siglo XVI. El dinero para su construcción fue enviado desde las “américas” por los extremeños que partieron en su conquista. No os perdáis las pinturas recuperadas en el techo y las paredes.

Extremadura Toril San Blas Portico Monfrague Pinturas

Antes de lanzaros a pasear por la dehesa, el pórtico de Monfragüe es el lugar que tenéis que visitar para entenderla en profundidad. Desde su origen hasta su dimensión económica, pasando por sus habitantes –que no son sólo cerdos ibéricos o ciervos salvajes– o sus frutos –aprenderéis todo sobre el corcho y los tapones–. Lo que encontraréis en el centro de la sala principal es una recreación a escala real de uno de los alcornoques más famosos de la zona. Atentos a la parte de “a escala real”: enorme.

Extremadura Toril San Blas Portico Monfrague

Imagina si saben bien en Toril de dehesas, que la aldea está dentro de una, de hecho, dentro de una de ese 60% de dehesas privadas de la reserva de la biosfera de Monfragüe. Por cierto, el 3 de febrero, día de San Blas, se organizan unas populares carreras de caballos que nos dijeron que generan mucha espectación.

Centro de interpretación la huella del hombre en Monfragüe, Serradilla

¿Quién sabe más de la historia de una región que sus propios habitantes? Ése es el principal valor de la huella del hombre en Monfragüe de Serradilla: los objetos que se muestran son todos donados por los serradillanos, tienen su propia historia, sus años de uso, su vida. A través de ellos se explican las costumbres, los usos, el trabajo… no sólo de Serradilla, sino de los 14 pueblos que conforman la reserva de la biosfera. Pero esto es sólo la última parte de la historia. Gracias a restos arqueológicos prehistóricos, tartesos, romanos, árabes… se muestra la imagen completa de la evolución de la vida en las cercanías de Monsfragorum, el monte fragoso de los romanos.

Extremadura Serranilla Huella Hombre Monfrague Aperos

Centro de interpretación del arte rupestre de Monfragüe, Torrejón el Rubio

Pero si lo que quieres es prehistoria, lo tuyo es el centro de interpretación del arte rupestre de Monfragüe. Recién inaugurado muestra reproducciones de los 107 puntos con pinturas rupestres en Monfragüe. Muchos de estos puntos son de difícil acceso y otros directamente inaccesibles por encontrarse en zonas cerradas del parque, así que, poder verlos, leer la información asociada y localizarlos en un mapa en las pantallas táctiles no tiene precio. Eso sí, no esperéis encontrar pinturas como las de Altamira, aquí, como en el cercano Geoparque Villuercas Ibores Jara, las pinturas son esquemáticas. Pero no sólo pinturas, también piedras estelas –concretamente cinco encontradas en la zona: tres estelas de guerreros y dos estelas diademadas o con tocado–.

Extremadura Torrejon Rubio Arte Rupestre Piedras Estela

Observatorio astronómico de Monfragüe, Torrejón el Rubio

A menos de 80 kilómetros en línea recta de la sierra de Gredos y con una contaminación lumínica casi inexistente, Monfragüe es otro de esos lugares en los que disfrutar de espectaculares cielos estrellados en la Península. Si en Gredos no pudimos disfrutar de esas estrellas, aquí tampoco: las nubes no quieren dejar de viajar con nosotros.

Nos quedamos con las ganas de visitar el observatorio astronómico de Monfragüe, llegamos una semana antes de la inauguración, pero estamos seguros de que merecerá la pena, al menos el lugar está alejado de cualquier fuente de luz, junto al centro de interpretación del arte rupestre.

La cultura gastronómica de Monfragüe

Sí, gastronomía, porque es parte de la cultura de una región y porque está entre cuatro paredes. Ver los cerdos ibéricos en plena montanera devorando bellotas o a las cabras y los corderos pastar libremente por las dehesas está bien pero, no hay que olvidarlo, la dehesa es un negocio. En el caso ganadero el negocio es la venta de estos animales que históricamente han formado parte de la mesa de los habitantes de la zona.

Extremadura Monfrague Gastronomia Ternera Retinta

En tres días tuvimos ocasión de disfrutar de varios restaurantes en los que trabajan recuperando las recetas más tradicionales aportando un toque novedoso en el mesón el Majano, en el restaurante la Habaza, . Ingredientes autóctonos como la torta del casar, los boletus, la caza, el cerdo ibérico o la ternera retinta, que se está recuperando como raza extremeña, os convencerán de que la gastronomía de Monfragüe es también cultura.

La cultura también descansa

Está claro que no basta un día para el parque nacional de Monfragüe, y menos aún para la reserva de la biosfera que tiene un tamaño más de seis veces mayor. Opciones de alojamiento en los pueblos que forman parte de la reserva hay muchas, desde hoteles hasta casas rurales para que cada uno pueda elegir lo que más le guste. Nosotros nos quedamos en Malpartida de Plasencia, en la casa rural La Solana. Una antigua casona con nevero del siglo XVI perfectamente restaurada y convertida en casa rural con varios apartamentos independientes. No era el momento, mediados de diciembre, pero el jardín parecía el lugar perfecto para sentarse tranquilamente a leer un libro o disfrutar de su piscina.

Extremadura Malpartida Plasencia La Solana Jardin

Este paseo por la cultura de Monfragüe formó parte del viaje #MasQueMonfragüe. Agradecemos a la Diputación provincial de Cáceres y a Insertus su apoyo y organización.

Más Monfragüe:

  

Sin comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *