AméricaEcuadorQuito

Subir al Refugio del Cotopaxi, excursión desde Quito

  

Ecuador es un país de volcanes, tanto es así que varias de sus veinticuatro provincias llevan el nombre del volcán más importante de la zona. En sus menos de 300.000 km2 se pueden encontrar nada menos que 84, divididos en activos –se espera una erupción en los siguientes cien años–, durmientes –una erupción en siguientes mil años– y extintos –sin actividad de ningún tipo–. Con estos antecedentes, la capital de Ecuador, Quito, no podía ser una excepción. Situada en un valle entre la cordillera oriental y la central de los Andes ecuatorianos, está rodeada de volcanes. Es más, la provincia de Quito es de las de nombre volcánico: Pichincha.

Quito Cotopaxi Cono Perfecto Salto Base

La avenida de los volcanes

Si tener un volcán activo como el Pichincha en el mismo borde de la ciudad no fuera suficiente, desde Quito parte la llamada Avenida de los volcanes: un tramo de la carretera Panamericana. Esa es la ruta que seguimos en nuestro primer día en Quito para llegar al Cotopaxi. Rodrigo, nuestro guía, nos contó que, a pesar de su “publicidad”, no se trata del volcán activo más alto del mundo, con sus 5.982 metros de altura ya queda por detrás del Chimborazo –de 6.310, al encontrarse en el Ecuador, su cumbre es el punto del planeta más cercano al Sol–. Ahora la “publicidad” incluye la coletillla: “de cono perfecto“.

Quito Cotopaxi Cono Perfecto

Cotopaxi: Cuello de la Luna

Por una vez, queríamos conseguir nuestro objetivo de ver un volcán o una montaña en una excursión. Ya nos habíamos quedado con las ganas de ver el monte Fuji desde Hakone y el Everest desde Nagarkot. Pero, cuando montamos en la furgoneta y vimos el cielo de Quito totalmente cubierto, pensamos que se iba a repetir la historia… Rodrigo nos tranquilizó diciendo que las nubes en la capital no significaban nubes sobre el Cotopaxi, aunque nos confesó que lo normal es que el volcán estuviera cubierto. Por eso, en cuanto pudimos verlo desde la pista que sigue a la carretera en el Parque Nacional, le pedimos que parara el coche y comenzamos a tomar fotografías. El cono, con sus nieves perpetuas –quién sabe hasta cuando por culpa del calentamiento global– era ¡perfectamente visible!

Quito Cotopaxi Panorama Subida Refugio

A pesar de todos los volcanes que rodean a Quito, es el Cotopaxi –a 50 km al sur de la capital ecuatoriana– el que le produciría más daños al erupcionar. Los cráteres de los volcanes que delimitan la capital apuntan a valles adyacentes, mientras que una erupción del Cotopaxi podría llegar a cubrir el valle capitalino. Baste decir que, en su última erupción, las rocas llegaron hasta la costa del Pacífico. La última erupción del Pichincha tuvo lugar en 1999 y Quito no sufrió ningún daño.

El Refugio y su subida

La excursión al Cotopaxi exige un esfuerzo físico: la subida al Refugio. Parece una tarea relativamente sencilla sobre el papel: nada más que un kilómetro y medio con un desnivel de unos quinientos metros… pero los restos volcánicos que se deslizan con cada paso, y que te hacen retroceder más que avanzar, y un viento helado y terrible lo cambian todo. Después de muchas paradas para descansar, muchos momentos en los que pensamos ¿qué demonios estamos haciendo? y más de cuarenta y nueve minutos llegamos al Refugio. 4.864 metros sobre el nivel del mar, una altura superior a la del Mont Blanc –la montaña más altra de Europa–. Ése era otro de los “inconvenientes”: a esa altura con cada inspiración cada vez se obtiene menos oxígeno.

Quito Cotopaxi Refugio Nieve Perpetua

Quito Cotopaxi Refugio Salto

La satisfacción de lograrlo lo compensa todo y el hecho de que la vuelta sea tan sencilla como casi dejarse caer ayuda mucho. Recordad vaciaros las zapatillas o las botas de trekking antes de montar en el coche de nuevo, se llenan de restos volcánicos en la bajada. Ya cuando bajamos del Refugio al aparcamiento el volcán recuperó su timidez habitual y se cubrió de nubes. Poco después, comenzó a chispear. Chispear a la altura de la Laguna Limpiopungo, porque arriba es aguanieve, granizo o directamente nieve.

Quito Cotopaxi Bajada Refugio Panorama

La Laguna Limpiopungo

El clima se había aliado con el volcán para que pudiéramos verlo, pero ya era demasiado tener un paseo tranquilo por la orilla de la laguna. Viento, frío y lluvia nos permitieron recorrer sólo una pequeña parte viendo algunas aves de la zona –ya no a esa altura, pero a la entrada del parque a unos 3.000 metros vimos colibríes– y la fauna local. La flora, como en todas las comunidades indígenas es una farmacia natural: diuréticos para problemas de próstata; valeriana para los nervios; una planta con las propiedades de la coca para el mal de altura… y la planta nacional de Ecuador: la chuquiragua.

Quito Cotopaxi Laguna Limpiopungo

 

¿Te quieres de ir de viaje a Quito por libre? Aquí puedes hacerlo:

  • Busca tu vuelo más barato a Ecuador aquí.
  • Escoge el hotel que más te guste en Quito al mejor precio aquí o compara entre varios portales de alojamientos aquí.
  • Alquila el coche/carro en Quito al mejor precio con SIXT. o compara entre varias compañías con rentalcars.
  • Las mejores guías de Ecuador aquí.
  • Contrata tu seguro de viaje con un 5% de descuento aquí.

No te pierdas nuestro resumen sobre qué ver y hacer en Quito.

Sigue nuestra aventura latinoamericana, #LatTrip

  

8 comentarios

  1. 19 noviembre, 2013 en 22:04 — Responder

    Tremendo volcán!! Hemos subido a alguno en Nueva Zelanda pero a mucha menos altura, no llegaban ni a los 3000 aunque si que sufrimos mucho para hacer cima. Estar en el Cotopaxi a tal altura ha tenido que ser una experiencia impresionante, me lo apunto para una futura visita a Ecuador. Si es que somos peores que las cabras, nos encanta el monte!

    Saludos desde Estambul

    • 21 noviembre, 2013 en 05:33 — Responder

      Hola Álvaro,
      Tenemos que decir que en coche llegas “relativamente” cerca del refugio… no queremos parecer montañeros expertos que no lo somos 😉
      Lo que no quita que esos últimos cientos de metros, con la ceniza, el viento y el frío no fueran una experiencia y llegar a esa altura una buena prueba. Ya te digo, que nos gustan más las cosas difíciles que un caramelo a un niño 🙂
      ¡Saludos para Estambul desde Lima!

  2. 6 diciembre, 2013 en 16:38 — Responder

    A nosotros que nos encantan los senderismos, está claro que este país sería una estupenda opción.

    No me quiero imaginar lo que debe ser ascender con frío y a esas altitudes… Por mucho que el ascenso sea en menos de 1 hora, tiene que ser bastante sufrido, pero al final merece la pena.

    Un saludote!

    • 7 diciembre, 2013 en 16:38 — Responder

      Hola José Carlos,
      Peor que el frío (que sí que hacía) era el viento y el hecho de que la ladera fuera toda de ceniza del volcán que te hiciera ir hacia atrás con cada paso 😐 pero ten por seguro que mereció la pena, llegamos a un punto más alto que cualquiera de Europa y sin oxígeno 😉

  3. Luz T.
    5 marzo, 2014 en 18:05 — Responder

    Estimado,
    Me encantó este artículo acerca del tour en Cotopaxi. Tengo planes en unas semanas para el Cotopaxi, si acaso tienes algún referente de quién te hizo la guía hasta allá, te agradecería que la postearas!

    Thanks & great trip!

    • 12 marzo, 2014 en 00:49 — Responder

      Hola Luz,
      Genial que te haya gustado el artículo 🙂 respecto al guía, lo ponemos en la entrada: Zenith Travel, tienes un enlace a su web también. Seguro que disfrutas la subida 🙂

      Bienvenida a SaltaConmigo, esperamos que sigas disfrutando con nosotros

  4. Karol Jiménez
    19 diciembre, 2017 en 21:35 — Responder

    Hola, quiero hacer Cotopaxi a mi viaje a Ecuador ahora a finales de diciembre e inicio de enero. He escuchado que hay excursiones que hacen Cotopaxi y la laguna de Quilotoa…es verdad???…lo otro es…cuánto les costó subir al Cotopaxi?

    • 23 diciembre, 2017 en 16:48 — Responder

      Hola Karol y bienvenida al blog 🙂
      Sí, lo más habitual es hacer las dos cosas juntas: Cotopaxi y Quilotoa. Nosotros lo hicimos por separado, pero aquí puedes ver los precios y la información de la excursión conjunta. Como te digo, nosotros lo hicimos en dos días, pero el precio ronda los 75 euros.

      Por cierto, si el blog te ha sido útil, en este viaje a Ecuador o en cualquier otro nos harías un gran favor si reservaras tus hoteles en Booking a través de este enlace; tus alquileres de coche en Rentalcars a través de este enlace; los seguros de viaje con IATI a través de este enlace (además con un 5% de descuento); los tours en español con Civitatis a través de este enlace; vuelos con Skyscanner en este enlace; y compraras tus guías de viaje o cualquier cosa en Amazon a través de este enlace.
      A ti te costará lo mismo (de hecho con IATI hay descuento) y nos ayudarías a mantener el blog. ¡Muchas gracias!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *