BélgicaBrujasEuropaFlandes

Fotos de Brujas, Bélgica: los 20 rincones más fotogénicos de la ciudad

  

Brujas es una ciudad preciosa. Tanto que es prácticamente imposible pasear por ella sin parar a cada paso para inmortalizar esa imagen que te emociona. Románticos canales, coquetos puentes, imponentes edificios medievales, sobrecogedoras vistas panorámicas… tantas cosas que ver en Brujas que es difícil elegir dónde disparar. Para ayudar a los que quieran llevarse “la fotografía” de la ciudad, hemos seleccionado los 20 rincones más fotogénicos de Brujas, siempre desde nuestro punto de vista. Ya no hay excusa para no tener esa foto perfecta.

Para simplificar, y porque es difícil ordenar por “belleza”, hemos decidido preparar una “ruta fotográfica por Brujas”. Comenzando por el punto más cercano a la estación de tren y dejando para el final el punto más alejado del casco histórico de la ciudad –tienes el mapa más abajo en el artículo–.

Ponte calzado cómodo, colócate bien la correa de la cámara y vamos a hacer fotos por la Venecia del norte.

Lago Minnewater, la entrada al Begijnhof de Brujas

El Begijnhof, o Beguinaje, de Brujas es Patrimonio de la Humanidad desde 1998. Por supuesto, deberás entrar a ver las pequeñas y cuidadas casas de paredes blancas alrededor del jardín. Pero tenemos que confesar que no fuimos capaces de sacar una foto que mostrara toda la tranquilidad que transmitía el lugar. Eso no quita que hayamos incluido una fotografía, aunque sea sólo cerca de la entrada, que retrata uno de los rincones más fotogénicos de Brujas. Hablamos del lago Minnewater, con los cisnes sobre el césped en primer plano y con la chimenea de la Huisbrouwerij De Halve Maan, la cervecería Zud, al fondo. Por cierto, desde la torre de la cervecería también hay una bonita vista panorámica de Brujas.

Fotos de Brujas Bélgica Lago Minnewater Begijnhof

La azotea del Concertgebouw: la vista medieval desde el edificio contemporáneo

Como contamos en nuestro artículo Concertgebouw: sala de conciertos y vistas panorámicas de Brujas, desde la azotea de este edificio contemporáneo se pueden admirar todos los tejados de la ciudad, sus torres, y hasta sus molinos, al fondo. Además, también hay un pequeño bar con terraza para tomarte algo con vistas a la Edad Media.

Fotos de Brujas Bélgica Panorama desde Concertgebouw

Los reflejos en Mariastraat junto al hospital de San Juan

Una de las cosas que más nos impresionó de Brujas fue la tranquilidad de las aguas de sus canales. De acuerdo, dirás: “son canales, ¿qué esperabais?” Lo cierto es que no creíamos que fuera a haber mareas, ni olas, ni corrientes… hasta que vimos la cantidad de barcas que los recorren casi constantemente. Aún así, en cuanto pasa el barco, el agua vuelve a recuperar su posición, como si el canal quisiera demostrar que son sus dominios, y se transforma casi en un espejo. No podíamos evitar jugar un poco con la perspectiva y darle la vuelta al mundo. Si algo te sorprende de esta foto de Brujas es que arriba es abajo y abajo es arriba…

Fotos de Brujas Bélgica Mariastraat Hospital San Juan

El puente de San Bonifacio, tendrás que mirar a los dos lados

Nos metemos en el centro centro de la ciudad. Entre la iglesia de Nuestra Señora y el museo Groeninge se encuentra el que, posiblemente, sea el puente más fotografiado de Brujas: el puente de San Bonifacio, Bonifaciusbrug. Espera a que pase un barco turístico por debajo o toma la foto sin barco… lo que es más difícil es que la consigas sin gente porque el puente es uno de los puntos imprescindibles que fotografiar en Brujas y todo el mundo acaba por cruzarlo.

Fotos de Brujas Bélgica Puente Bonifacius

Más allá del puente, no dejes de echar un vistazo a las casas de piedra y madera asomadas al canal. Recuerda que nunca hay que dejar de darse la vuelta delante de lo que te parece una fotografía perfecta: detrás puede haber otra.

Fotos de Brujas Bélgica Puente Bonifacius Detras

¿Sabías que…?


A pesar de ser una de las imágenes recurrentes de la Brujas medieval, el puente de San Bonifacio es uno de los más nuevos de la ciudad. Pero nuevo de verdad: construido en el siglo XX, aunque a principios.

El canal Dijver, elige tu imagen favorita

Seguimos nuestra ruta fotográfica por Brujas y nos acercamos al canal Dijver. De nuevo dos versiones de un mismo lugar. Con los árboles en primer plano y las barcas junto al hotel al fondo…

Fotos de Brujas Bélgica Dijver Puente Wollestraat

… y con las barcas en primer plano y los árboles y el campanario de la iglesia de Nuestra Señora al fondo, desde el puente.

Fotos de Brujas Bélgica Dijver Desde Puente Wollestraat

Rozenhoedkaai, el muelle del Rosario, la foto de Brujas por excelencia

El muelle del Rosario, Rozenhoedkaai, es seguramente el rincón más fotografiado de Brujas. Lo habrás visto, con el Belfort asomando por detrás, cada vez que hayas leído información sobre la ciudad. Es, sin duda, la foto que te tienes que llevar de vuelta a casa: una de las mejores fotos de Brujas.

Fotos de Brujas Bélgica Rozenhoedkaai Dia

Si tienes oportunidad, no dejes de acercarte también después del atardecer, cuando el cielo se “viste” de un azul marino intenso y la iluminación ya está encendida. De noche, también se merece otra foto.

Fotos de Brujas Bélgica Rozenhoedkaai Hora Azul

No te puedes ir de la ciudad sin llevarte una de las imágenes de Brujas por excelencia.

El Belfort de Brujas, la torre cívica con su vista panorámica

Ya que se asomaba curioso al Rozenhoedkaai, hagámosle una visita al Belfort. Desde el patio interior, ya está pidiendo a gritos una foto enmarcado entre los arcos de la galería. Sabe que todo el mundo piensa en él como mirador más que como construcción propiamente dicha y tampoco está de más que se le “respete” con una foto a pie de calle.

Fotos de Brujas Bélgica Belfort

Pero, evidentemente, no puede faltar la imagen desde arriba. El mirador con mayúsculas de Brujas. A tus pies, los tejados medievales de la ciudad y la confirmación de que Brujas es una ciudad pequeña: acaba donde empieza el verde.

Fotos de Brujas Bélgica Belfort Arriba

La plaza Burg, olvídate de los canales por un rato

La plaza Burg puede ser el origen de Brujas. Nos comentaron que lleva habitada desde ¡el siglo II! Una visita obligada no sólo por la Basílica de la Santa Sangre, sino por el resto de imponentes edificios: desde el ayuntamiento hasta el archivo histórico. Por un momento olvidarás los canales y te concentrarás únicamente en la piedra y en lo que fueron capaces de hacer con ella y en ella.

Fotos de Brujas Bélgica Plaza Burg

Blinde-Ezelstraat, el callejón del asno ciego

Una “pequeña” puerta en la plaza Burg da paso a un estrecho callejón de curioso nombre: el callejón del asno ciego o Blinde-Ezelstraat. La historia cuenta que aquí, a finales del siglo XV, había una posada con el nombre de Den Blinden Ezele, el asno –o burro– ciego. Aunque también hay una historia mucho más truculenta sobre el origen del nombre del callejón relacionada con la batalla de Beverhoutsveld en la que los ciudadanos de Gante vencieron a los de Brujas. Para llevarse el botín de guerra, ante la testarudez de los burros que tiraban del carro, decidieron cegarles para que no supieran hacia dónde se dirigían. Tú camina con los ojos bien abiertos porque el callejón no tiene desperdicio.

Fotos de Brujas Bélgica Blinde-Ezelstraat

El canal Gronerei, desde la terraza del Pergola Kaffe

De vuelta al agua por el callejón del asno ciego, llegamos al canal Gronerei. Sólo una de sus márgenes tiene calle por la que pasear pero, desde la terraza del Pergola Kaffe, se puede sacar una foto del canal hacia la Huidenvettersplein. Si esperas a que pase una barca y colocas las flores de la terraza delante, tendrás la mezcla definitiva de Brujas: canales, barcas, flores y edificios medievales.

Fotos de Brujas Bélgica Huidenvettersplein Desde Pergola

El puente de la Peerdenstraat

Siguiendo por el canal Gronerei, alejándote del Belfort, te encontrarás con el puente de la Peerdenstraat. Aunque el canal sigue sin tener calle en una de sus márgenes, puedes aprovechar el puente para tomar la foto y, como siempre, colocar una barca en el encuadre frente a los edificios de ladrillo de colores cálidos.

Fotos de Brujas Bélgica Puente Peerdenstraat

Vlamingstraat, la vista del Belfort y la torre del Historium Bruges

Nos alejamos de los canales otra vez buscando las torres de Brujas. La primera, el Belfort, y la segunda, uno de los pináculos del edificio que alberga el Historium Bruges. Porque no todas las fotos de Brujas pueden ser apaisadas… tocaba alguna vertical siguiendo la Vlamingstraat y “las dos torres”.

Fotos de Brujas Bélgica Vlamingstraat

El canal Spiegelrei desde la plaza Jan van Eyck

Lo sentimos, no podemos alejarnos tanto tiempo de los canales. Volvemos al agua, al canal Spiegelrei. Este canal comienza, o termina, en la plaza Jan van Eyck –uno de los más influyentes primitivos flamencos– y, desde allí, se tiene una panorámica completa. Busca el reflejo de los edificios sobre el agua. No tuvimos ocasión de comprobarlo, pero nos comentaron que justo desde el otro lado, con la plaza delante, se disfruta de una bonita puesta de sol.

Fotos de Brujas Bélgica Spiegelrei

La unión de los canales Spiegelrei y Sint-Annerei

El canal Spiegelrei, por el que seguimos caminando, se junta con el Sint-Annerei en un ángulo de 90 grados y, como no podía ser de otra forma, bajo un puente. La esquina que forman los canales, los edificios, el puente y los árboles de la calle Sint-Annerei merecen otra foto en Brujas.

Fotos de Brujas Bélgica Sint-Annarei Puente Spinolarei

El Carmersbrug desde el canal

Es imposible visitar Brujas y no recorrer sus canales en una de esas barcas que no hemos dejado de incluir en nuestros encuadres. Y, obviamente, desde esa nueva perspectiva, a ras de agua, también hay fotografías que tomar. Un nuevo puente, el Carmersbrug, será el que se lleve nuestro disparo desde el agua del canal Spiegelrei.

Fotos de Brujas Bélgica Carmersbrug

Las curvas y los edificios de la calle Potterierei

Otra vez en tierra, pero siguiendo el mismo canal, nos encontramos con más casas de colores vivos. Es la curva, una de las muchas, de la calle Potterierei. A pesar de estar tan cerca del agua, no necesitarás fotografiarla, la forma de los edificios, la curva que hacen y sus colores completarán el encuadre.

Fotos de Brujas Bélgica Potterierei

El canal Gouden-Handrei

Desandando tus pasos por la calle Potterierei, vuelve al centro de la ciudad hasta el Gouden-Handrei. Este canal es uno de los canales más “románticos” –sí, hay algunos más románticos que otros– de Brujas. Pero es mucho más. Se trata de parte de la primera muralla defensiva de la ciudad y fue excavado en el siglo XII. Pero, como eso no se ve en la foto, nos volvemos a centrar en el romanticismo. Colócate en el Torenbrug y espera a que pase una bicicleta… porque no todo van a ser barcos turísticos.

Fotos de Brujas Bélgica Gouden-Handrei

El Augustijnenbrug sobre el Augustijnenrei

Continuando hacia el centro, el canal Gouden-Handrei cambia de nombre a Augustijnenrei. Éste también formaba parte de la muralla y data del mismo siglo, el XII. Por supuesto, ya que comparte la historia, comparte también el romanticismo. De nuevo desde un puente, en este caso el Augustijnenbrug y, obviamente, con otro puente en el encuadre, nos encontramos con otra de esas fotos de Brujas que te trasladan instantáneamente a la ciudad de los canales.

Fotos de Brujas Bélgica Augustijnenbrug

El puente sobre el Augustijnenrei en Ezelstraat

No dejamos el canal Augustijnenrei y volvemos a cruzarlo por otro puente. En este caso el que forma la Ezelstraat. Nos encontramos con una imagen casi típica de otra de las ciudades de canales del norte de Europa. ¿Una bicicleta apoyada en un puente sobre un canal? No, no es Amsterdam, siguen siendo Brujas. Acabamos el recorrido por el centro de la ciudad con la tarjeta de memoria y la propia memoria llena de imágenes inolvidables de Brujas.

Fotos de Brujas Bélgica Puente Ezelstraat

El molino de San Juan al amanecer

Un extra alejado del centro. De hecho, en el límite de la almendra que da forma al casco histórico de Brujas. Forma creada, como no podía ser de otra manera, con canales. De nuevo nos “acercamos” al país vecino, Países Bajos, con una imagen que nos lleva a pensar en él. Un precioso molino de viento, el molino de San Juan. Nada de Don Quijote, estos molinos son cuadrados y ni el mismísimo caballero de la triste figura los confundiría con gigantes. Tendrás que hacer un esfuerzo y acercarte a él al amanecer para disfrutar de los colores de las primeras luces del día y de esta joya casi en soledad. Más tarde podrás entrar –es el único de los cuatro molinos que aún se encuentran en el lugar en que se levantó la muralla en el siglo XIII que admite visitantes– y ver cómo muele grano.

Fotos de Brujas Bélgica Molino

Mapa de nuestra ruta fotográfica, las fotos de Brujas que tienes que hacer

Tanto si quieres hacer el recorrido fotográfico tal y como lo hemos pensado, como si quieres organizarlo de otra forma, aquí tienes el mapa con los lugares desde donde tomar las mejores fotos de Brujas. Nuestro consejo es que, antes o después, hagas un tour guiado por la ciudad para saber qué hay detrás de las fachadas o el por qué de cada canal –ya sea un free tour, aquí puedes ver la información, o uno de pago, aquí los detalles y precios–.

Porque los recuerdos no son sólo souvenirs que uno compra en una tienda de Brujas, también son las fotos y las imágenes que quedan en la memoria.

¿Quieres sacar las mejores fotos de Brujas? Aquí te ayudamos a hacerlo:

  • Busca tu vuelo más barato a Bélgica aquí.
  • Escoge el hotel que más te guste al mejor precio en Brujas aquí.
  • Alquila el coche en Bélgica al mejor precio comparando entre varias compañías aquí.
  • Hazte con las mejores guías de Bélgica aquí.
  • Contrata tu tour guiado en Brujas aquí.
  • Contrata tu seguro de viaje con un 5% de descuento aquí.

 

  

2 comentarios

  1. Alberto
    22 octubre, 2018 en 16:35 — Responder

    Muchas gracias por las fotos, una de las ciudades mas bellas que conoci en mi viaje por Europa. La ciudad da para hacer 1000, 2000, 3000 fotos y nunca te cansarías si eres aficionado de la fotografía. Saludos

    • 29 octubre, 2018 en 12:14 — Responder

      Hola, Alberto.
      Sin duda te podrías pasar una vida entera sacando fotos en Brujas, es un decorado de ensueño (decorado y que también vive gente, lo que hace que sea todavía más bonita). Gracias a ti por leernos.
      Un saludo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *