ÁfricaTúnez

El desierto de Túnez, de los oasis a Tatooine

  

Después de nuestro paso por la capital de Túnez el viaje continuó por el sur del país. Llegamos a la zona que todos tenemos en mente cuando pensamos en el norte de África: el desierto del Sáhara que lo atraviesa de este a oeste o de oeste a este –¿quién sabe dónde empieza y dónde termina el desierto?–. Pero, como ya sabíamos, todo desierto tiene oasis, y el desierto de Túnez no iba a ser menos. Eso sí, olvidaos de los típicos oasis de película en los que aparecen unas palmeras en mitad de la inmensidad de arena. En los alrededores de Torzeu, los oasis son de montaña. ¿De montaña? Sí. El desierto llega hasta Djebel el Negueb y allí se pierde entre sus cañones en el oasis de montaña de Chebika.

Tunez Oasis Montana Chebika Salto

He dicho “olvidaos de los típicos oasis de película”, pero no de los desiertos de película. Y es que, en este sur de Túnez se encuentra uno de los lugares de película más conocidos. Un pequeño pueblo en mitad del desierto, en un planeta con dos soles, con un niño criado por sus tíos… Si necesitas más pistas, esa visita no te llamará la atención. Si ya sabes que hablo de Tatooine y de Luke Skywalker no hace falta que diga más.

Tunez Decorado Star Wars Salto

El oasis de Chebika

En la zona fronteriza entre Túnez y Algeria el desierto sube por las laderas de las montañas y las dunas no son de película. Protegidos del sol y del viento, aparecen pequeños lagos en los cañones que sirvieron durante siglos como sistema de riego para cultivos en la zona –otra idea a descartar: no todos los habitantes del desierto son nómadas– y ahora son una atracción turística. ¿Qué mejor que darse un baño en unas aguas cristalinas tras una travesía en el desierto?

El oasis de montaña de Chebika nos descubrió este tipo de oasis en el desierto de Túnez. Lo primero que te llamará la atención es la escultura de un enorme muflón –ni se os pase por la imaginación que es una cabra, en esta parte del país no hay cabras– en lo alto de la montaña. Es el mirador perfecto desde el que observar cómo el agua ha robado el protagonismo al desierto en este trozo de Túnez. Ya conocido en la época romana, el oasis de Chebika también recibe el nombre de Qasr el-Shams, el castillo del Sol –ya os podéis hacer una idea de por qué–.

Tunez Oasis Montana Chebika Muflon

Camino del mirador aparecerá la imagen más conocida del lugar, y que se os quedará grabada en la mente: la cascada de agua. Sí, porque un pequeño lago en los cañones de las montañas es una cosa, pero una cascada en un desierto ya es algo distinto. ¿Desierto y agua? Aparece el recuerdo de las Lençois Maranhenses, en Brasil, con sus más de 9.000 lagunas… pero aquél era un desierto que se inundaba con el agua de lluvia. En éste el agua brota de la montaña y lo hace durante todo el año.

Tunez Oasis Desierto Chebika Mosaico

Darse un chapuzón es una opción, pero recordad que hay que llegar al muflón para disfrutar de la vista. Por el camino encontramos a más de un bereber dispuesto a contarnos todos los secretos del lugar y a vendernos rosas del desierto –si queréis llevaros de recuerdo una de estas rocas no las encontraréis más baratas y, recordad, ¡regatead!–. Nadie dijo que llegar hasta arriba fuera fácil, no porque el camino sea complicado, sino porque es un poco escarpado. No tengáis prisa y girad la cabeza de vez en cuando. Muchas veces sólo miramos hacia delante y nos perdemos la vista de lo que va pasando. Eso sí, nada de andar de espaldas que no queremos accidentes.

Tunez Oasis Montana Chebika Rosa Desierto

Junto a la estatua, además de una vista increíble en la que se aprecia perfectamente hasta donde llega el oasis y en qué lugar el desierto vuelve a hacerse fuerte, aparecerán los restos del antiguo pueblo de Chebika. Si caminar entre cañones en mitad del desierto no ha sido suficiente, ¿qué me decís de pasear por un pueblo fantasma? Además, habréis caminado por donde lo hizo el paciente inglés o el mismísimo Indiana Jones buscando el arca perdida, ¿quién dijo que no era de película?

Tunez Oasis Montana Chebika Pueblo

El oasis de Midés

Junto con Chebika y Tamerza, Midés forma la trilogía de los oasis de montaña del desierto de Túnez. Los estrechos cañones de Chebika, que recordaban al Siq de Petra, dan paso en Midés a un gigantesco cañón que parte la tierra.

Tunez Oasis Montana Mides

Tatooine, el set de rodaje de La Guerra de las Galaxias

Descarga la música de la marcha imperial. Prepárate para viajar al pasado al mismo tiempo que al futuro. No dejes que la adrenalina baje después de que se acaben los saltos con el todo terreno por las dunas, esta vez de las conocidas, de las de película. Si Nueva Zelanda tiene su Hobbiton, Túnez tiene Tatooine.

Tunez Decorado Star Wars Calle

Antes de nada, recuerda que este decorado tiene unas cuantas decenas de años y que está en mitad del desierto. Piensa también que no se trata de un parque temático perfectamente cuidado. Ten en cuenta que no encontrarás una tienda en la que comprar un recuerdo de la película –aunque sí rosas del desierto y otros souvenirs tunecinos–. Con esto en mente, que la fuerza te acompañe.

Tunez Decorado Star Wars Casas

Si eres fan no necesito contarte nada y, si no lo eres, tampoco… Yo tengo que decir que soy fan y que era algo que quería hacer desde hace mucho tiempo.

Como llegar a los oasis de montaña y a Tatooine

Tanto para ir a Chebika como a Midés hay carretera asfaltada, por lo que no es necesario contar con un 4×4 para llegar. A no ser que hayáis alquilado un coche, la única opción es contratar una excursión con alguna agencia en Tozeur o Nefta/Naftah.

También hay una carretera que llega hasta el set de rodaje de Star Wars, pero así os perderíais una buena parte de la diversión que consiste en saltar por las dunas. Si contratáis una excursión hasta Tatooine, confirmad que la haréis en 4×4 y que estén incluidos un paseo por la arena y unos saltos por las dunas.

Tunez Desierto 4x4

 

La visita a Túnez y alrededores formó parte de un viaje organizado por la Oficina de Turismo de Túnez a la que le agradecemos el esfuerzo y organización. Os llevaremos a más zonas del país en próximos artículos.

Artículos del viaje a Túnez

  

Sin comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *