Consejos Viajeros

Robos en viaje: cómo evitarlos y prevenir problemas en tus vacaciones

  

Un robo puede arruinar un viaje. Horas en comisaría explicando qué, y cómo, nos han sustraído los amigos de lo ajeno, junto con todas las molestias asociadas: conseguir nueva documentación, cancelar las tarjetas de crédito, conseguir dinero en efectivo… Por si esto fuera poco, cada día llevamos más tecnología cuando vamos de viaje: desde la clásica cámara de fotos –aunque el móvil la está desplazando en algunos casos– hasta tableta y ordenadores portátiles. Éstos, además de la molestia, suponen también un valor económico y, en muchos casos, afectivo: perder todas las imágenes de esas vacaciones.

Mompos Mototaxi Calle Noche

Vaya por delante que no tenemos una varita mágica para evitar que te roben –a nosotros nos han robado en dos ocasiones, que tampoco es mucho contando los años que llevamos viajando–, pero sí que te podemos dar algunos consejos y trucos para evitar robos durante un viaje. Como nada es evitable al 100%, nuestro primer consejo es que no dejes de contratar el mejor seguro de viaje según tus necesidades. Eso sí, ningún seguro de viaje cubre los hurtos, robos al descuido, así que, pon atención a todos tus objetos de valor.

Ojo, todos estos trucos y consejos para evitar robos en viaje son para hurtos, tirones o similares. Frente a un robo con arma, ya sea de fuego o blanca –nunca he entendido lo de “arma blanca”–, lo único que se debe hacer es colaborar. Nada, repito NADA, tiene más valor que tu propia vida.

Ya te adelantamos algo en nuestros artículos sobre consejos de seguridad en los viajes, para viajar seguro y problemas en los viajes, aquí te vamos a dar algún detalle y algún truco más.

Cómo evitar robos en viaje: pregunta a los locales

No hay mejor fuente de información que los habitantes de una ciudad o pueblo. Ellos saben qué zonas hay que evitar, a qué horas es mejor no salir, cómo reconocer las muestras de peligro… Antes de lanzarte a la aventura por una ciudad nueva cargado con todos tus objetos de valor, pregunta. Puede ser que esa calle que te recomienda Google Maps sea una trampa para turistas; que llevar la cámara colgada del cuello sea una invitación a que te roben; que una línea concreta de autobús/tranvía/metro sea más peligrosa que las demás…

No lo dudes, la distancia más corta a sufrir un robo es la falta de información.

India Locales

Por supuesto, si en algún momento tienes una mala sensación o se te cruza el pensamiento de que puede pasar algo malo, fíate de tu instinto y cambia de dirección. Por muy tranquilo que sea un lugar, puede haber un ladrón. Girona es una ciudad muy segura pero, si te metes en la muralla a la caída del sol y ves que no hay nadie… tal vez no sea la mejor idea. Fue lo que hicimos nosotros hace años y, sorpresa, ¡nuestro primer robo! Pero tampoco seas un paranoico que no se atreve a dar un paso fuera de la luz de la farola.

Consejos para evitar robos de documentación

Los grandes viajeros del siglo XIX no necesitaban enseñar su pasaporte cada día, pero los viajeros normales del siglo XXI sí, prácticamente en cada recepción de hotel. Por no hablar de que, sin pasaporte, no podrás montar en el avión que te llevará de vuelta a casa cuando acabe tu viaje. El robo de la documentación es, junto con el de las tarjetas de débito/crédito, el peor que se puede sufrir en un viaje: todo lo demás es más fácil de solucionar.

Italia Emilia Romagna Forlimpopoli Pasaporte Artusi Papa

Así que, ¿qué hacer para evitar que te roben esa preciada documentación? Guardarla, pero guardarla bien. Suena a consejo obvio pero, ¿te has planteado llevar una fotocopia de tu pasaporte a mano mientras mantienes el original en un bolsillo interior o, cuando sea posible, en la caja fuerte de la habitación de tu hotel? En la mayoría de ocasiones en que te pidan un documento, la fotocopia será totalmente aceptada. Nosotros llevamos varias cuando viajamos durante un año por Sudamérica y, conforme se iban rompiendo por el uso, sacábamos una nueva.

Un truco: mantén en la nube –en tu cuenta de correo o en otro servicio de almacenamiento– una copia digital de los documentos. En caso de que tengas que solicitar nuevos porque, Dios no lo quiera, te los acaben robando, será mucho más sencillo demostrar tu identidad.

Trucos para evitar robos de dinero y tarjetas

¿Por qué separar los robos de documentación de los de dinero y tarjetas? Porque, aunque estando en casa todo va en la cartera, cuando viajas el pasaporte no cabe y va en otro sitio. Y aquí está el truco: no tiene que ir en otro sitio. Tiene que ir en ese bolsillo interior junto con las tarjetas de crédito y débito y la mayor parte del dinero. O quedarse en la caja fuerte de la habitación del hotel todos juntos en amor y compañía.

En la cartera que va en el bolsillo tiene que ir la fotocopia del documento, el dinero del día a día y, para emergencias, una tarjeta de débito/crédito. Es más, esa tarjeta puede estar en el bolsillo interior y ya buscarás la forma de sacarla cuando sea necesaria.

Uzbekistan Som Billetes

Hasta que nos acostumbramos a sacar dinero de los cajeros en destino –hace ya años, cuando encontramos un banco que no cobra comisiones–, llevábamos efectivo desde casa en ese bolsillo interior. El miedo nos hizo esconderlo bajo la plantilla de las zapatillas cuando llegamos a Sudamérica. ¡Hasta que nos enteramos de que también robaban zapatillas! No lo hagas, además de ser incómodo, los billetes se desgastan y luego no los aceptan en las casas de cambio.

Cómo evitar que te roben el móvil

¿Qué sería de nuestra vida sin el móvil? Desde los contactos hasta las fotografías pasando por los billetes de avión, las reservas de hotel, los mapas, nuestras notas de viaje… Hoy en día es difícil imaginar cómo podíamos vivir sin ellos –sin los smartphones– hace años.

Vietnam Sapa Mujer Hmong

Bien es cierto que cada vez es más complicado usarlos si cuentan con acceso protegido por contraseña, huella digital, patrón… pero no dejan de ser un caramelo para los amigos de lo ajeno.

Más allá del destino en el que estés de viaje, los consejos para evitar que te roben el teléfono móvil son los mismos que estando en tu propia ciudad. La costumbre de sentarse en un restaurante y poner el móvil encima de la mesa o dejarlo en el bolsillo de la cazadora colgada detrás de la silla puede degenerar en que, al levantarte, el móvil se haya ido antes que tú. Más aún si hablamos de una terraza en la calle. Cierto que cada día es más molesto sentarse con un móvil en el bolsillo –el tamaño importa– pero tampoco se trata de poner las cosas fáciles, ¿no?

francia paris hotel saint paul rive gauche desayuno dringme

Lo mismo sucede con los móviles en los bolsillos traseros de los pantalones. ¿Quién no ha pensando que se iba a caer el móvil de la persona que andaba delante de nosotros porque casi no cabía en el bolsillo trasero? Pues si piensas que va a caer por sí mismo, imagina lo “complicado” que sería ayudarlo a caer en las manos de un ladrón que echa a correr antes de que tú te hayas dado la vuelta y llevado la mano al bolsillo. Ojo, que de los bolsillos delanteros también se puede caer… como me pasó a mí en un moto-taxi en Colombia y tuvimos que acabar pagando un rescate. Pero ésa es otra historia: un día malo lo puede tener cualquiera.

Trucos para evitar que te roben la cámara de fotos

Como los móviles, las cámaras de fotos tienen mucho mercado de “segunda mano”. Es más, no tienen contraseña, funcionan en las manos de cualquier persona y, de regalo, se quedan con las fotos que llevara la tarjeta.

Hay lugares en los que no es recomendable llevar la cámara de fotos a la vista: hay que llevarla guardada y sacarla sólo para hacer la foto. ¿Paranoia? Puede, pero la vida humana no tiene el mismo valor en todas partes, pregunta.

Roma diferente Ostiense Graffiti Fotografia

El primer consejo: las correas de las cámaras están para usarse. No sólo evitan que se caiga al suelo desde tus manos, también evitan que caigan en las manos de otros. Pero lleva “bien” la correa. Colgarse la cámara del hombro no evita que una moto pase a tu lado y se la lleve dando un tirón. Colgarla cruzada o del cuello complica mucho más las cosas para los tironeros que se alejarán en busca de otra víctima. Lo sabemos, la única vez que no la colgamos cruzada –me estaba abrochando la zapatilla– llegó esa maldita moto en Argentina…

El segundo consejo es el mismo que para los móviles: las cámaras desatendidas encima de una mesa o barra de bar son una tentación demasiado fuerte. No te vamos a decir que guardes tu réflex en el bolsillo mientras comes, pero sí que la vigiles todo el tiempo. Si no vas a hacer fotos, guárdala en la mochila.

El tercero: mientras estés sentado, engancha una de las asas de la mochila o bolsa donde lleves la cámara a tu pierna o a la pata de la silla. Vimos un vídeo de cómo se llevaban el equipo de un fotógrafo, sentado en un banco en la calle, tirando de la mochila desde su espalda entre sus piernas sin que se diera cuenta.

Cómo evitar robos de tecnología en viaje: tablets, eBooks, portátiles, discos duros…

Si eres de los que lleva libros en papel para leer en el avión, en el tren o en el autobús y de los que hace pocas fotos o de los que lleva una tarjeta de memoria capaz de contener todas las fotos de su viaje, te puedes saltar esta sección. Si eres de los nuestros, atento.

Camino de Santiago Pueblo Mochila

Esa mochila auxiliar en la que viaja toda la tecnología, incluyendo cargadores, es, después de la documentación y el dinero, lo que más te duele perder. De hecho, puede que incluso por delante si es un viaje largo o tienes muchos documentos valiosos –la única copia de tu próxima novela o la foto que quieres colgar a tamaño gigante en tu salón a la vuelta–.

Evita los robos mientras estás en el hotel

Cada vez es más habitual que las cajas fuertes de las habitaciones de los hoteles tengan un tamaño capaz de guardar un portátil. Los discos duros y resto de tecnología han cabido siempre. Como no es algo con lo que salgas a pasear por el destino, ponlo a buen recaudo antes de salir. En el caso de que no haya caja fuerte, mételo dentro de tu equipaje, no hace falta tentar innecesariamente al personal del hotel. Haz lo mismo con los cargadores: si hay un cargador de portátil, hay un portátil… sólo hay que encontrarlo.

Evita los robos en viaje

Cuando estés en movimiento y lleves todo tu equipaje encima, no te separes nunca de esa mochila auxiliar. Poco importa que se lleven tus mudas, tus pantalones y tu neceser, son objetos que puedes comprar en la siguiente parada y, según el destino, pueden salirte muy baratos. La tecnología se puede comprar –aunque suele ser más cara o con menos garantía– pero los recuerdos no. Nunca la dejes en el maletero de un autobús, en la parte de equipajes de un tren y, menos aún, la factures –los equipos tecnológicos no llevan bien los golpes en las cintas de carga de los aeropuertos–.

Robos de joyas y objetos de valor

Pendientes, pulseras, collares, relojes, gemelos… Todas las joyas y objetos de valor deben mantenerse en la caja fuerte de la habitación del hotel en todo momento hasta que las vayas a vestir. Cuando lo hagas para esa cena especial, esas fotografías que quieres tener de recuerdo o lo que sea, olvídate del transporte público o de parar un taxi por la calle para llegar. Utiliza alguna app que te permita saber quién ha sido tu chófer. De hecho, en muchos países no deberías levantar la mano para parar el primer taxi que pase nunca, con o sin joyas.

Nueva York Puesto Perritos Taxi

Mientras estés en movimiento, esos objetos de valor deberían compartir espacio con la tecnología más valiosa. Puede parecer mala idea juntar todo lo “goloso” para los ladrones, pero es la mejor forma de que estés atento a esa única pieza de equipaje en todo momento.

Una más, como ya dije que es imposible evitar los robos al 100%, además de buscar el mejor seguro de viaje, no dejes de hacer fotografías y anotar los números de serie de todos los objetos de valor que lleves en tu viaje. La denuncia y la identificación serán mucho más sencillas.

  

6 comentarios

  1. Antonio
    4 marzo, 2018 en 18:06 — Responder

    Interesante… a tener muy en cuenta. Gracias por compartir

    • 5 marzo, 2018 en 16:50 — Responder

      Hola Antonio y bienvenido al blog 🙂
      Muchas gracias por tu comentario, siempre hay que estar atento a no dar facilidades a los amigos de lo ajeno 🙂

  2. Mario
    13 abril, 2018 en 01:07 — Responder

    Muy buenas sugerencias; gracias por ordenarlas y compartirlas.
    Gracias

    • 13 abril, 2018 en 13:32 — Responder

      Hola Mario y bienvenido al blog!
      Muchas gracias a ti por tu comentario, esperamos que te resulten útiles en tus viajes (y también en casa, que hay que estar atento también donde uno vive).

  3. Beatriz andrada
    11 agosto, 2018 en 16:31 — Responder

    Gracias por los consejos me han robado en Barcelona en un plis plas. Mucho cuidado en línea 3, 4 de metro y estación Sagrada Familia de la 5 .

    • 13 agosto, 2018 en 18:07 — Responder

      Hola Beatriz y gracias a ti por leernos.
      Sentimos que te hayan acabado robando (esperamos que no fuera nada demasiado valioso, económica o sentimentalmente) y que no fuera con violencia. Esperamos que el resto del viaje vaya mejor y que nuestros consejos sirvan para mantener alejados a los amigos de lo ajeno.
      ¡Ánimo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *