5% de descuento en tu seguro IATI por ser lector de SaltaConmigo.com

Descubriendo el interior de Tarragona: las montañas de la costa Daurada

¿Os venís a descubrir el Baix Camp, en las montañas de la Costa Daurada? JAAC y yo leímos el mail al mismo tiempo, nos miramos y… sí, parece que lo de que una mirada vale más que mil palabras es verdad. No hacía falta decir nada para saber que el otro tampoco tenía ni idea de qué tenían que ver las montañas con la Costa Daurada, de qué había ahí ni de dónde estaba “eso”. Bueno, sí, por el nombre… en el interior de la Costa Daurada. ¡Qué listos somos! De hecho el nombre “montañas de la Costa Daurada” es más bien “marketiniano”: se ha creado para ayudar a identificar la zona, muy cercana a grandes reclamos del turismo de playa y diversión como Salou o Port Aventura o culturales como Tarragona.

Tarragona Baix Camp Duesaigues Viaducto Salto

No se puede decir que no hayamos viajado por España, pero cada vez nos sorprendemos con la cantidad de sitios que nos quedan por descubrir. Después de esta original perla de sabiduría –vale, original no, pero más cierta que la vida misma–, volvamos a nosotros. Nos invitaron a conocer la zona, fue una visita relámpago, pero nos dio tiempo de hacernos una idea de lo que hay para disfrutar en la zona. Y aquí va un resumen de las mejores experiencias que vivimos.

El castillo de Escornalbou, entre historia y leyendas

Desde sus orígenes, en el siglo XIII, el castillo-monasterio de Escornalbou ha pasado por guerras, cambios de poderes, abandono… Una intensa historia que pudimos conocer, junto a unas cuantas leyendas que han nacido entre sus muros, y que os contaremos en otra ocasión. Es la principal atracción cultural de la zona y la visita merece la pena no sólo por el castillo en sí, sino también por las estupendas vistas panorámicas que ofrece sobre la comarca del Baix Camp. Nosotros, además, disfrutamos incluso de una cena en él…

Tarragona Baix Camp Castillo Escornalbou Atardecer

Descubrir los pueblos del Baix Camp, la vida de pueblo sin turismo

Aunque a la zona de las montañas de la Costa Daurada se va para disfrutar de la naturaleza y para visitar el castillo de Escornalbou, los pueblos de la comarca del Baix Camp on buenas bases para explorar los alrededores y una muestra de la vida tranquila de lugares casi no tocados por el turismo, donde la vida se mueve a otro ritmo.

Tarragona-Baix Camp Argentera Fuente

En nuestro caso, pasamos la mayoría del tiempo justamente conociendo estos pueblos, que formaron en su momento la baronia d’Escornalbou. El más grande, Riudecanyes, tiene poco más de 1100 habitantes y los demás, Vilanova d’Escornalbou, Duesaigües y L’Argentera, tienen entre 500 y 150 habitantes. ¡Pueblos, pueblos, vamos! También hablaremos de ellos más adelante, no hay aldeas medievales intactas ni nada parecido, pero sí unos cuantos sitios curiosos.

Turismo activo: senderismo, rutas a caballo, en bici…

Desafortunadamente tuvimos poco tiempo para disfrutar de la naturaleza en las montañas de la Costa Daurada. Pero sí nos hicimos una idea de la cantidad de cosas que hay por hacer. Lo primero, senderismo: en los últimos años se han recuperado muchos caminos antiguos, que se han limpiado y se han vuelto a señalizar. En la página web de las montañas de la Costa Daurada se detallan todas las rutas, de diferente longitud y dificultad, que se pueden recorrer. ¡Habrá que volver!

Tarragona Baix Camp Bicicletas Muntanyu

Pero si prefieres las dos ruedas o que sea un caballo el que te lleve a disfrutar de la naturaleza, también es posible. Las compañías que operan en esta zona son: para rutas en bicicleta Mediterrania Cycling Tours y para rutas a caballo Hípica Escornalbou.

El pantano de Riudecanyes: desde el agua y desde arriba…

A finales del siglo XIX, el ayuntamiento de Reus mandó construir una presa para dar vida a un pantano que aprovisionaría la ciudad de agua. El pantano se construyó aquí, en el Baix Camp, cambiando para siempre la conformación del paisaje de la comarca.

Tarragona Baix Camp Pantano Riudeanyes

Además de función práctica, el embalse es un lugar muy bonito para pasear, a pie o a caballo, y, además, dentro de muy poco acogerá actividades náuticas, empezando por kayak, paddle surf y patinete acuático.

Para nosotros fue una gran experiencia disfrutar de sus vistas desde arriba, desde la antigua casa del ingeniero del pantano que ahora es una casa rural: la Casa Viella del Pantà donde dormimos durante nuestra estancia en el Baix Camp. La historia curiosa es que la casa se construyó frente al lugar elegido para levantar la presa, pero al comenzar las obras se descubrió que el terreno no era lo bastante estable. Se encontró el terreno adecuado unos 700 más abajo del curso del río, donde está ahora la presa.

Tarragona Baix Camp Casa Vella del Panta

Estuvo abandonada uno cuantos años y ahora los dueño, Albert, de Reus y Ina, danesa, la han restaurado con muchísimo gusto: las habitaciones son muy cómodas y con una decoración muy original, incluso hay un espacio especial para niños con decoración específica y juguetes. Pero lo mejor, sin duda, el desayuno casero: tarta de ruibarbo casera, zumo recién exprimido, pan hecho al horno de leña con tomate, longaniza, butifarra blanca y negra… ¡Quiero volver ya!

En las entrañas de una presa: ingeniero por un día

Una de las experiencias más singulares que vivimos en los días que pasamos por la comarca del Baix Camp fue entrar en la presa de Riudecanyes. Acompañados por el ingeniero que suele realizar los controles de seguridad, nos adentramos en el coloso de piedra, en su parte más antigua, y de cemento, en la más nueva. Fue muy curioso descubrir todas las medidas de seguridad que hay que seguir para monitorizar este ser, que parece vivo… ¡Además subir las escaleras para volver a superficie también se puede considerar turismo activo! Esta actividad no es usual y sólo se hace para grupos y previa reserva, podéis contactar con turismo de montañas de la Costa Daurada para más información.

Tarragona Baix Camp Presa Riudeanyes Interior

Gastronomía, oleoturismo y enoturismo

Lo he dejado por último pero realmente es lo que más he disfrutado en la zona. Las experiencias más bonitas que hemos tenido están todas, de una forma u otra, relacionadas con la comida.

El llamado desayuno de tenedor, en una masía entre olivares, fue más que una experiencia del gusto, fue un viaje a un mundo donde todo se vive más intensamente. La cata del delicioso aceite arbequina de Siurana y el paseo entre viñedos de denominación de origen Tarragona con degustación final de productos locales también fueron memorables. Todo esto merece mucho más espacio, así que habrá otro artículo dedicado a la gastronomía.

Tarragona Baix Camp Deayuno Tenedor Muntanyum

Por ahora, ¿os he abierto el apetito?

¿Te quieres de ir de viaje a Tarragona por libre? Aquí puedes hacerlo:

  • Alquila el coche en Tarragona al mejor precio comparando entre varias compañías aquí.
  • Las mejores guías de Tarragona aquí.
  • Contrata tu seguro de viaje con un 5% de descuento aquí.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentarios

  • María Luisa
    12 febrero, 2017 a las 11:25

    Yo he estado mucho tiempo ahí, vivía con mi abuela en ese pueblo. Es bonito y me gustaría volver allí a vivir, es mi ilusión.

    • 12 febrero, 2017 a las 12:05

      ¡Hola María Luisa y bienvenida al blog! ¿A cuál de los pueblos de los que hablamos te refieres? En cualquier caso, son todos precioso, no me extraña que tu ilusión sea volver a vivir ahí, espero que lo consigas. ¡Un saludo!