5% de descuento en tu seguro IATI por ser lector de SaltaConmigo.com

He vuelto

Pues ya estoy otra vez en Madrid. Dos días en Frankfurt no dan para mucho, y menos si está lloviendo casi todo el tiempo, así que el tema turismo se quedó en una salida rápida el martes por la noche para ir a cenar y no muy lejos del hotel para no empaparme a la vuelta.

Era la segunda vez que iba y la primera (con mejor tiempo) ya hice casi todo el turismo que se puede hacer sin salir de la ciudad. De todas formas el domingo vuelvo a ir para allá otros tres días, así que, si el tiempo lo permite, trataré de hacer un poco más de turismo que me quedaron un par de iglesias por ver y encontrar un restaurante típico en el que comer las auténticas salchichas de Frankfurt. Que, aunque parezca un contrasentido no es fácil encontrarlas, Frankfurt está lleno de restaurantes asiáticos: chinos, japoneses, vietnamitas, tailandeses,… y algún que otro italiano, pero alemanes poquitos.

¡Qué horarios tan diferentes tenemos los españoles (y latinos en general, sur de Italia, Grecia, …) con respecto al norte de Europa! A las 11:30 de la mañana ya estaban diciendo que tenían hambre y que dónde íbamos a comer… las horas de sol influyen mucho en los ritmos de la gente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentarios

  • conxa
    13 marzo, 2008 a las 10:51

    Pues nada aprovecha el solete que nos está haciendo estos días, antes de tu retorno.

    Pues si, el clima es lo que más influye en esos hábitos y horarios, y es que como en los paises mediterraneos, no hay en ningun lugar, privilegiados que somos !!

  • Masmi
    13 marzo, 2008 a las 11:34

    Si, si que influye. Sobre todo en invierno, que por alli son muy duros.
    Que cenaste? Algo aleman o está vez no tocó? Tienes que probar comida de allí que tiene cosas ricas.
    Ayer vi una peli alemana, y salia un comedor universitario (Mensa) y la comida era exactamente igual a la que comía yo cuando estuve alli, jejeje

  • JAAC
    13 marzo, 2008 a las 11:59

    Al final la cena fue en un italiano, era de lo que más cerca estaba del hotel y las condiciones no ayudaban a hacer muchas expediciones. De todas formas pregunté por alemán y me dijeron que allí no había (supongo que en broma, pero el caso es que te creas que hay tantos…)
    Lo que triunfa es la comida asiática, aunque parezca un chiste en el curso había una polaca, una americana, una alemana, un belga, un griego y yo, y a todos les parecía bien el asiático. Aunque al día siguiente que comimos en un italiano (sí cena y comida en italiano) todo el mundo dijo que había estado mejor… Yo creo que mucha gente opta por el asiático por parecer más moderno, porque visto el resultado.